23 de Septiembre de 2018

Opinión

Daños ambientales por sismos

Los terremotos tienen un alto índice de impacto ambiental...

Compartir en Facebook Daños ambientales por sismosCompartir en Twiiter Daños ambientales por sismos

Los terremotos tienen un alto índice de impacto ambiental, no sólo en lugares poblados sino en la naturaleza: los cambios a nivel de paisaje son los más evidentes, luego vienen las secuelas en la tierra. También se verá afectada la biodiversidad que abunda en un sector. Estos efectos son los más difíciles de medir luego de un evento natural de la magnitud de los que se han vivido en lo que va de este mes en nuestro país. Separando lo difícil de digerir que es la pérdida de vidas humanas, debemos tomar en cuenta que en los lugares poblados los efectos de derrames y tuberías averiadas (gas, agua, alcantarillados y depósitos) se van notando en diferentes tiempos. En las cercanías del epicentro del evento es recomendable no beber el agua de las tuberías si hay duda de contaminación, pues habrá complicaciones en las instalaciones en toda la zona, y esto traería consigo un serio problema de salud pública. Debemos recordar que un sismo que produce derrumbes en grado de terremoto genera una serie de daños en cadena que muchas veces salen a relucir varios días después de la tragedia.

Es de orden natural atender de manera inmediata el siniestro, poner a salvo a personas que hayan sido víctimas del suceso, y, una vez controlada esa parte, viene la evaluación general de los daños y la búsqueda de volver a la normalidad. Además debemos tomar en cuenta los daños ambientales que serán de vital importancia para no generar otro tipo de daños. Los daños en una estructura a causa de un sismo son variables y dependen del tipo de material y de estructura; sin embargo, los daños que más preocupan a los especialistas son los conocidos como cortante, que se caracterizan por grietas inclinadas en los muros o en las columnas y que pueden conducir al colapso de las estructuras; por ello en las normas de construcción se busca que fallas de esta naturaleza no ocurran. Los desastres forman parte de la naturaleza, y con ellos cambia el ecosistema. Sin embargo, todavía hay una cantidad de daños ambientales no estudiados, como la contaminación del agua, el aire y la transformación del paisaje territorial, que dejan varias interrogantes: ¿dónde se está depositando la cantidad de escombros que se producen después de una tragedia?, ¿cuál es el tratamiento de los residuos?, ¿cuándo se regularizará el suministro de agua y servicios en la zonas siniestradas? Estas interrogantes son algo que debemos valorar y más ahora que estamos en el proceso de la presencia de réplicas y de nuevos sismos que de una u otra manera alteran el desarrollo de la vida cotidiana.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios