18 de Septiembre de 2018

Yucatán

Arquitectos de sensaciones usan técnicas artesanales locales

Crear piezas sencillas y funcionales con valor estético, es la filosofía de la firma que lideran: Orlando Valente Franco y Zaida Briceño Ramos.

Orlando Valente Franco y Zaida Briceño Ramos forman parte de la firma Fundamental, soluciones de interiorismo para un estilo de vida sencillo y lúdico. (César González/SIPSE)
Orlando Valente Franco y Zaida Briceño Ramos forman parte de la firma Fundamental, soluciones de interiorismo para un estilo de vida sencillo y lúdico. (César González/SIPSE)
Compartir en Facebook Arquitectos de sensaciones usan técnicas artesanales localesCompartir en Twiiter Arquitectos de sensaciones usan técnicas artesanales locales

Cecilia Ricárdez/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- Con la filosofía de crear piezas sencillas, funcionales y con valor estético, Orlando Valente Franco y Zaida Briceño Ramos crearon la firma Fundamental, soluciones de interiorismo para un estilo de vida sencillo y lúdico, la cual fue una de las seleccionadas para ser incubadas en el Parque TecniA  con instrucción, asesoría y mentoría de los profesionales de Start Up México campus Mérida y la Universidad Anáhuac Mayab.

Su proyecto se ha valorado por plataformas de inversión colectiva como Playbussines y próximamente participarán en un encuentro internacional de emprendedores en Guanajuato Switch 2015 y una expo de diseño en la Ciudad de México La Lonja Mercantil 2015.

Estos jóvenes arquitectos egresados de la Universidad Autónoma de Yucatán diseñan líneas de productos fusionando técnicas artesanales y procesos industriales. Cada pieza transmite una esencia.  

La creatividad vertida en las piezas parte de la inspiración que les proporciona la observación de lo cotidiano, que muchas veces transcurre sin ser notado.

¿Por qué crear Fundamental?

Somos arquitectos y cuando hacíamos el diseño de una construcción teníamos problemas de comunicar nuestro ambiente y enfoque a un estilo de vida, nos frustraba porque íbamos a ver la oferta de mobiliario local y todos ofrecían productos similares y en ocasiones conseguir una pieza exclusiva que exprese la personalidad del usuario suele ser muy cara de producir.

Entonces nos dimos cuenta que estábamos fijándonos en los detalles y observamos que la suma de esos elementos podrían formar el ambiente general.

Con esta base creamos Fundamental para proponer productos con nuestra filosofía de crear una experiencia de esa relación entre el espacio y el usuario, a través del mobiliario, con los colores, las texturas, las formas y la manera en que se usa.

Creamos sensaciones, procuramos la calidad lúdica, sensaciones táctiles y estéticas, sin dejar atrás el funcionamiento y confort de uso.

¿Cómo definirían su labor y ventaja competitiva?

Como soluciones de interiorismo para un estilo de vida sencillo y lúdico. Un minimalismo lúdico.

Nosotros diseñamos y construimos piezas exclusivas para el cliente exigente, piezas que cuentan una historia y que emplean nuestra filosofía. Nuestra marca propone la vuelta a los valores, a lo fundamental, a la esencia de cada objeto.

Proponemos dejar atrás el derroche de recursos y la ornamentación innecesaria. Fusionando técnicas artesanales y procesos industriales de la región yucateca, impulsamos la mano de obra local y logramos desarrollar un producto único, duradero y expresivo, que adquiere valor con el paso de los años.

Ofrecemos mobiliario y objetos para espacios habitables y además servicio de diseño interior y construcción de espacios (hogar, comercios locales y oficinas).

¿Cómo resolvieron la parte del capital para el negocio?

Al principio con dinero propio y luego pedimos un pequeño préstamo para participar en un bazar.

También participamos en Levanta Capital de Playbusiness en la Semana Nacional del Emprendedor donde se obtuvo un monto de 160 mil pesos de inversionistas que creyeron en el proyecto.

Playbusiness plataforma o  ecosistema web de inversiones colectivas, busca incentivar la creación de negocios innovadores a través de jugadores (players o inversionistas).

¿Cómo ha sido su proceso de incubación con SUM – Anáhuac?

Hay un antes y un después, nosotros lo visualizamos como que antes de entrar teníamos muchas hojas,  llenas de garabatos, con filosofía, ideas y cuando comenzamos el proceso, ellos ayudaron a clasificarlo, ponerlo en orden y en carpetas.  Gracias a eso hemos tenido muchos contactos y vinculación con los mercados. Ya estamos constituidos y está en proceso de registro la marca. En enero terminamos la incubación. Hemos aprendido mucho en cómo conducir un negocio, actualmente trabajamos todos los aspectos de la empresa.

¿Cómo fue su introducción al mercado yucateco?

No es sencillo, porque suelen casarse con una idea o con marcas, para comprar estatus en vez de un estilo o una pieza que aporte a su espacio. Sin embargo sÍ hay mercado, está focalizado prácticamente en jóvenes que viven solos, que prefieren invertir en objetos que en el espacio porque posiblemente se muevan a otro sitio y quieren espacios cómodos.

Otro nicho son los expatriados porque valoran el aspecto artesanal que le imprimimos a las piezas y al ser de fuera están en búsqueda de propuestas locales que reflejen nuestra cultura, hechas por manos. También personas que les gusta el arte y el diseño.

De hecho para llegar al producto final hablamos con muchas personas, confrontamos las ideas y los diseños para recibir retroalimentación, incluso con los proveedores, porque nosotros diseñamos y tenemos personas que lo manufacturan (con técnicas de torneado artesanal, doblado de metal, carpintería artesanal, herrería artística y tapicería o tejidos artesanales).

¿Cuáles son siguientes pasos?

Ponernos en contacto con otras empresas a fines para hacer alianzas estrategias, producir más líneas de productos para cubrir otras necesidades y próximamente abriremos un Showroom para atender a los clientes y presentar los trabajos que hacemos.

¿Cuáles consideran las lecciones más importantes que han aprendido hasta este momento?

Muchas, empezando en afinar estándares de calidad, para mantener el precio, lo peor que se puede hacer es usar materiales baratos para mejorar el precio, pero se arriesga la calidad. Hemos aprendido mucho sobre educación financiera, porque aunque no sea parte de tu formación de la carrera es importante tomar clases sobre eso porque te va a servir en  un futuro y siempre estar actualizados en varias áreas, meterse en cursos, incluso diferente a lo que haces.

Nosotros recientemente tomamos unos en finanzas y redes sociales. También ahora conocemos las convocatorias que hay para emprendedores y apoyarse en las incubadoras. 

¿Qué consejos podrían compartir con sus contemporáneos?

Aunque suene trillado, les aconsejo que no dejen su proyecto en el primer problema al que enfrenten o cuando algo sale mal, es normal.  Creemos que lo más fuerte es reconocer que detrás de todo negocio hay personas y la comunicación es sumamente importante, hay que darse el tiempo de hacerlo y de ésta manera enriquecer la propuesta.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios