15 de Diciembre de 2017

Yucatán

Empresarios reprueban actitud de Renán Barrera

Reprocha CCE que al permitir un baile particular en la Plaza Grande, el Ayuntamiento no tomó en cuenta “la grave afectación a los negocios del centro”.

Enormes filas de vehículos se formaron por el cierre, sin previo aviso, de la céntrica calle 62. (Christian Ayala/SIPSE)
Enormes filas de vehículos se formaron por el cierre, sin previo aviso, de la céntrica calle 62. (Christian Ayala/SIPSE)
Compartir en Facebook Empresarios reprueban actitud de Renán BarreraCompartir en Twiiter Empresarios reprueban actitud de Renán Barrera

Patricia Piña/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- El sector privado local reprobó ayer la actitud del Ayuntamiento de Mérida que, sin tomar en cuenta los perjuicios y daños a terceros, autorizó en pleno sábado el cierre de la calle 62 para realizar un baile particular en la Plaza Grande.

A la ola de quejas y críticas que la decisión municipal levantó en las redes sociales, se sumó la enérgica protesta del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), cuya portavoz, Marisol Lugo Ayora, recalcó que con esa decisión el Ayuntamiento no tomó en cuenta “la grave afectación a los negocios del centro”.

-Es común que en el centro se realicen eventos con fines culturales y altruistas, pero a cerrar una de las principales arterias de Mérida para celebrar una fiesta privada hay una gran distancia –recalcó.

Como publicamos ayer, el alcalde Renán Barrera Concha anunció que en su administración cualquier empresa o ciudadano puede ya solicitar la Plaza Grande y el cierre de sus calles para la celebración de eventos particulares, aunque esto implique el uso de recursos públicos extraordinarios para minimizar los efectos del caos vial que se genere.

En las redes sociales ayer se volvió una tendencia la inédita medida municipal. La mayoría de los internautas reprochó el uso de bienes públicos con fines particulares, así como la afectación vial y económica en el primer sábado de diciembre, cuando el comercio organizado esperaba mejorar sus ventas.

Entre los comercios afectados destacó la sucursal de una cadena nacional, que anunció una “venta nocturna”, pero muchos de sus clientes optaron por no aprovecharla por el caos vial que se vivió el sábado.

Socios de la delegación de la Cámara Nacional de Comercio en Mérida anticiparon que pedirán a su Presidencia emitir una postura ante lo que consideran un nuevo incumplimiento municipal, ya que ha tolerado la presencia de los ambulantes y permite el cierre de calles del centro en los días de mayor movimiento económico.

Pero no sólo el sector privado patentizó su inconformidad, los empresarios transportistas pidieron que antes de tomar decisiones de ese tipo se realice una consulta a los sectores afectados. Las unidades, indicaron, tardaron casi el doble para llegar a sus paraderos, en desgaste de tiempo y de combustible.

El Consejo Coordinador expuso que son desafortunadas las declaraciones de la autoridad que anuncia que dará permisos “a cualquier persona que lo solicite, para hacer eventos privados”.

-La calle 62 no es un lugar que pueda cerrarse para cualquier situación; se trata del Centro Histórico, donde el turismo viene con la intención de disfrutar de nuestra cultura, pero se lleva una imagen de anarquía urbana –indicó.

Sobre la postura de líderes de ambulantes, que adelantaron pedirán el cierre de la calle 62 para sus actividades, el CCE opinó que la Comuna debe fijar una postura.

Debe, en su caso, reconocer el error y sancionar a los responsables, ya que no es conveniente que la Plaza Grande y sus calles estén al servicio de cualquier particular, indicó.

Enojo político

Por su parte, la diputada Elsy Sarabia calificó de lamentable el que el municipio genere perjuicios a los ciudadanos de Mérida para un acto particular.

“No es posible que se prefiera hacer un evento privado y con el uso de recursos públicos, y no pensar en el perjuicio que se generó a cientos de transeúntes y comerciantes de la zona”, señaló.

Indicó que nada justifica la postura del alcalde Renán Barrera Concha, quien dijo que cualquier ciudadano puede solicitar el cierre de esa calle.

“No podemos pensar en causar un perjuicio a la población por una actividad de índole personal que no trae beneficio a la comunidad. Ahora resulta que cualquier persona puede pedir festejar su cumpleaños en ese punto de Mérida”, señaló.
 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios