09 de Diciembre de 2018

Yucatán

Hallan un cenote en el corazón de Mérida

Espeleólogos determinan que se trata de un pozo natural que existió desde los tiempos del desaparecido Convento de San Francisco.

Espeleólogos exploran el cuerpo de agua (cenote) hallado bajo el mercado municipal 'Lucas de Gálvez' de Mérida. (Milenio Novedades)
Espeleólogos exploran el cuerpo de agua (cenote) hallado bajo el mercado municipal 'Lucas de Gálvez' de Mérida. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Hallan un cenote en el corazón de MéridaCompartir en Twiiter Hallan un cenote en el corazón de Mérida

Candelario Robles/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- Espeleólogos del grupo “Ajau” descubrieron un cenote ubicado en las entrañas del mercado “Lucas de Gálvez”, en pleno corazón de la capital yucateca.

Ayer, el Ayuntamiento de Mérida precisó que los primeros hallazgos realizados desvelaron una noria que sirvió al desaparecido Convento de San Francisco.

La Comuna explicó que durante los trabajos de remozamiento que se realizan al mencionado centro de abasto popular se encontró la entrada a la noria al momento que realizaban las actividades para levantar el piso de la zona de los “chicharroneros”.

El Ayuntamiento también informó que dieron aviso a los representantes del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) para realizar las investigaciones correspondientes.

“Investigadores del INAH, junto con el área de patrimonio arqueológico de la Dirección de Desarrollo Urbano, realizaron las labores necesarias para su preservación y registro”, citó la Comuna.

El INAH ya realiza la exploración en el sitio, hallado durante los trabajos de remodelación del mercado

El Ayuntamiento añadió que los arqueólogos responsables del trabajo hicieron una serie de recomendaciones para la preservación de la noria al personal de Aseo Urbano que atiende el primer cuadro de la ciudad.

Ante el descubrimiento, se dieron las facilidades necesarias a los expertos para que realicen sus labores, por lo que un grupo de espeleólogos encabezado por el investigador Carlos Evia Cervantes, bajó a las médulas del mercado para revisar el hallazgo.

Evia Cervantes adelantó que el descubrimiento es un cenote que se encuentra en las profundidades del citado tianguis popular.

El también profesor de Antropología de la Uady indicó que los trabajos de investigación sobre el hallazgo los realizan en conjunto con el INAH.

“El hallazgo de la oquedad lo realizaron los trabajadores municipales, luego nos avisaron… Fuimos los primeros en bajar, estamos realizando junto con el INAH la investigación, por lo que los resultados los vamos a dar en los días siguientes”, adelantó.

En el libro de historia sobre “El Castillo de San Benito”, de Policarpo Echánove, de 1813, se menciona a las dos norias que alimentaban de agua a la zona del desaparecido convento: “Tres cuadras al oriente del centro de Mérida se encuentra el Castillo de San Benito, de figura regular, en orden de fortificación, con cinco pequeños baluartes contenido en una loma o pan de azúcar.

No es natural, sino formado a mano, de piedra suelta, dominando toda la ciudad. Su artillería es de 18, muy antigua. Está provisto de dos pozos de agua inagotable…”.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios