15 de Diciembre de 2017

Yucatán

IMSS Yucatán atiende a pacientes con hemofilia de Q. Roo y Campeche

Ayer se conmemoró el Día Mundial de esta enfermedad, que consiste en un trastorno en el cual la sangre no coagula de forma correcta.

El IMSS atiende a pacientes hemofílicos de Yucatán, Campeche y Quintana Roo. Reportan que uno de cada 5 mil varones padece esta enfermedad. (Milenio Novedades)
El IMSS atiende a pacientes hemofílicos de Yucatán, Campeche y Quintana Roo. Reportan que uno de cada 5 mil varones padece esta enfermedad. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook IMSS Yucatán atiende a pacientes con hemofilia de Q. Roo y CampecheCompartir en Twiiter IMSS Yucatán atiende a pacientes con hemofilia de Q. Roo y Campeche

José Salazar/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- En Yucatán, la Unidad Médica de Alta Especialidad (UMAE) del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) brinda atención a pacientes hemofílicos de los tres estados de la península con el fin de evitar retrasos y demoras en sus citas, indicó la directora médica de esa unidad, Rosalía Sánchez Arroyo.

La hemofilia es un desorden genético en los factores de coagulación en la sangre que afecta a uno de cada cinco mil varones nacidos vivos; se estima que 70 por ciento de las personas que la padecen tiene antecedentes familiares.

La doctora explicó que debido a que la sangre de estos pacientes no coagula de manera adecuada debido a los factores alterados, pueden sangrar mucho tiempo después de una lesión o un accidente y que también pueden sangrar internamente por las rodillas, tobillos y codos. 

De acuerdo con registros de la Federación de Hemofilia de la República Mexicana (FHRM) en el Estado hay 119 pacientes detectados con este padecimiento, y en el país son un total de cinco mil 221.

En 2014 el IMSS tenía contabilizados 61 pacientes hemofílicos adultos y 36 pediátricos en la UMAE. En cuanto a la detección de pacientes en el Hospital T-1, en 2014 y 2015, no registraron nuevos casos de personas hemofílicas.

“El tipo más común se llama hemofilia A, en el cual la persona no tiene suficiente factor VIII de coagulación. Un tipo menos común es la denominada hemofilia B, que es cuando no se tiene suficiente factor IX. En ambos casos, se presentan sangrados por un tiempo mayor que el normal”, explicó Sánchez Arroyo.

Hemofilia

Detección: El diagnóstico de la hemofilia se centra en la determinación del tipo de hemofilia y en su grado de gravedad. El médico deberá realizar un estudio del historial clínico del paciente, y un análisis de sangre en el que se medirán los niveles de los distintos factores de coagulación.

Tratamiento: En la actualidad se han desarrollado métodos mediante los cuales el paciente puede aplicarse el tratamiento en su propio domicilio (siempre previa capacitación por personal especializado).

Fisioterapia: Puede emplearse como medida preventiva mediante la recomendación de ejercicios apropiados, que mantengan al paciente en una condición física adecuada, que facilite la prevención de la aparición de lesiones músculo-esqueléticas. 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios