16 de Octubre de 2018

Yucatán

La medicina tradicional, una cura para los males del mundo

Llamado a volver a lo natural y regresar al conocimiento de los antepasados, para lograr el equilibrio entre mente, cuerpo y espíritu.

Integrantes del Consejo de Ancianos y Sacerdotes Mayas de Yucatán realizan una ceremonia de consagración en el Centro Cultural Olimpo de Mérida. (SIPSE)
Integrantes del Consejo de Ancianos y Sacerdotes Mayas de Yucatán realizan una ceremonia de consagración en el Centro Cultural Olimpo de Mérida. (SIPSE)
Compartir en Facebook La medicina tradicional, una cura para los males del mundoCompartir en Twiiter La medicina tradicional, una cura para los males del mundo

SIPSE.com
MÉRIDA, Yuc.- Volver a la natural y regresar al conocimiento de nuestros antepasados es indispensable para encontrar o recuperar  el equilibrio entre mente, cuerpo y espíritu que requieren tanto los seres humanos como el planeta, dijo el doctor Arturo Ornelas Lizardi, durante su participación en el foro “La Medina Tradicional Mexicana y su sabiduría Ancestral”.

El Ayuntamiento de Mérida, por medio de la Dirección de Turismo Municipal, organizó el foro dirigido a estudiantes, agrupaciones, y prestadores de servicios turísticos y público en general.

Antes del inicio del foro, integrantes del Consejo de Ancianos y Sacerdotes Mayas de Yucatán realizaron una ceremonia de consagración por inicio de trabajo, a fin de pedir la guía espiritual de los dioses mayas para los buenos resultados del encuentro, que se llevó al cabo en el Centro Cultural Olimpo.

El doctor Ornelas Lizardi advirtió que el elevado consumo de alimentos procesados hoy en día forman parte de una extensa red de negocios relacionados con los laboratorios que fabrican medicamentos y con la forma de vida que se ha impuesto en occidente.

El Dr. Ornelas habló también de los serios problemas que se padecen en la actualidad y citó los tres principales: crecimiento desenfrenado, armamentismo y aumento de la pobreza.

Daño a los mares y arrecifes

Habló del daño a los mares, la destrucción de arrecifes coralinos que ayudan a desalinizar los mares y aportan alimento a las especies marinas.

—Si no encontramos una solución al problema del agua, en 2050 no habrá agua suficiente para toda la población y es posible que la tercera guerra mundial estalle por ese problema —explicó.

—Nuestros antepasados, para sobrevivir, inventaron una filosofía de convivencia, no de destrucción, con la naturaleza y con los otros seres humanos —agregó.

Los antepasados indígenas, señaló, sabían perfectamente que preocuparse por lo que ya pasó o por lo que vendrá no tiene sentido. Aprender a vivir en el presente, en equilibrio y en paz garantizará la supervivencia del planeta y las especies que lo habitan.

No se puede separar mente y espíritu

Explicó que en la cosmovisión indígena mesoamericana se entiende que el ser humano es un todo en el que no se puede separar el cuerpo de la mente y el espíritu. Cada parte del cuerpo tiene que ver con todas las demás y está conectado íntimamente entre sí y con todo el universo, con los demás seres humanos, con las plantas, animales, objetivos y con todos los elementos de la naturaleza ampliada: el aire, el agua, la tierra, el fuego, las divinidades, los planetas y el cosmos en general.

Precisó que la medicina tradicional no cura enfermedades como se inventó en occidente, sino que busca el bienestar integral de las personas.

—Lo que nos cura, nos alivia y nos puede sacar de nuestra miseria es la forma como nos relacionamos con los demás y con nuestro entorno —dijo.

El especialista insistió en que las personas, por la forma de vida que han adoptado, son las generadoras de sus propias enfermedades, ya que las prisiones que se imponen les impiden alcanzar la felicidad.

En el encuentro también participó Albertana Sánchez Flores, maestra del Centro de Desarrollo Humano hacia la Comunidad, quien habló de la importancia de los sobadores, no sólo para las embarazadas, sino para cualquier persona, incluidos niños pequeños.

Hizo una demostración de masaje con los tobillos y “manteada”. Esta última es una terapia con mantas o rebozos que ayudan a mecer diferentes partes del cuerpo. En la demostración se aplicó el masaje para combatir el estrés a uno de los asistentes.

Difusión del conocimiento ancestral

Ildefonso Aké Cocom, guía espiritual del Consejo de Ancianos y Sacerdotes Mayas de Yucatán, dio un mensaje de despedida y agradeció los foros que permiten difundir el conocimiento ancestral.

—Necesitamos formar nuevas generaciones que impidan que estos conocimientos se acaben cuando mueran los ancianos que aún los ponen en práctica —enfatizó.

Tommy Gaspar Soberanis Valdez, director de Turismo del Ayuntamiento, indicó al inicio del evento que la salud alternativa se ha convertido en los últimos años en importante fuente de atracción turística, por lo que el Ayuntamiento le brinda mayor difusión y apoyo a esa actividad.

Con el foro, señaló, buscan difundir aún más la sabiduría ancestral por medio de los servidores turísticos.

Al término del evento, el evento el Ayuntamiento entregó reconocimientos a los ponentes.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios