19 de Octubre de 2018

Yucatán

De voluntario a coordinador de socorristas de la Cruz Roja

Gabriel Sonda Luna asegura que la atención a un accidentado le mostró su vocación para trabajar en la Benemérita institución.

Gabriel Sonda recibe un reconocimiento de parte de la Cruz Roja. (Milenio Novedades)
Gabriel Sonda recibe un reconocimiento de parte de la Cruz Roja. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook De voluntario a coordinador de socorristas de la Cruz RojaCompartir en Twiiter De voluntario a coordinador de socorristas de la Cruz Roja

Coral Díaz/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- Gabriel Sonda Luna recordó su primer servicio: fue de una persona atropellada y acudió a dar los servicios a bordo de una ambulancia de la Cruz Roja Mexicana, lo que a partir de ese momento se convirtió en la gran labor de su vida.

Actualmente, Gabriel es el coordinador local de Socorros de esa institución.

Indicó que inició en este camino porque conocía la gran labor que realiza la Cruz Roja a través de un compañero que participaba en ella.

Entonces le comenzaron a gustar las actividades que hacían y se integró primero a una coordinación de juventud y de ahí pasó a paramédico hasta socorrista, donde está actualmente.

Dijo que lo más difícil es la atención a los niños, porque aunque les digan que tienen que ser muy fríos, los pacientes pediátricos les llegan a mover los sentimientos, por lo que son servicios muy duros.

“Mientras más gente se sume a esta labor y cuenten con una capacitación adecuada para responder ante cualquier incidente entonces se dará un mejor servicio”, apuntó.

Indicó que la labor del socorrista es prestar cuidados médicos de urgencia en caso de accidentes y también actúan en caso de desastres, ya que son capacitados para enfrentar una situación así. Dijo que en primera instancia lo que se requiere para ser socorrista son ganas de ayudar al prójimo y ser mayores de 18 años, ya que es un proceso de capacitación donde es necesario ser mayor de edad.

De tal forma que entran a la escuela de técnicos en urgencias médicas alrededor de un año y después de ese tiempo ya pueden abordar una ambulancia para prestar su servicio.

“Más que brindar los primeros auxilios, actúan como técnicos en urgencias médicas. En los servicios rutinarios hay desde personas enfermas hasta accidentes, personas atropelladas, atención de partos, intoxicaciones, son muy variados”, apuntó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios