18 de Enero de 2018

Yucatán

Veneran en Mérida reliquia de San Pío de Pietrelcina

'La vida de los santos son ejemplos a seguir para nosotros los cristianos'.

Una gran cantidad de fieles se reunió para venerar al Padre Pío, en la capilla de los Sagrados Corazones, en la Colonia México. (D. Sandoval/ Milenio Novedades)
Una gran cantidad de fieles se reunió para venerar al Padre Pío, en la capilla de los Sagrados Corazones, en la Colonia México. (D. Sandoval/ Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Veneran en Mérida reliquia de San Pío de PietrelcinaCompartir en Twiiter Veneran en Mérida reliquia de San Pío de Pietrelcina

Milenio Novedades
MÉRIDA, Yuc.- Nuestro Señor Jesucristo es el que actúa, el que obra, el que puede hacer milagros, a intercesión de los santos, como  lo ha hecho mediante San Pío de Pietrelcina, por cuya devoción han surgido cientos de grupos de oración en el mundo, expresó el Pbro. Ricardo Tiscareño Durán, capellán de la capilla de los Sagrados Corazones, en la Colonia México.

Y precisamente esa devoción al Padre Pío quedó de manifiesto ayer en la tarde en una repleta capilla, donde  feligreses de todas las edades tuvieron la oportunidad de venerar una reliquia de primer grado de ese santo padre de la Orden de los Hermanos Menores Capuchinos y escuchar una plática sobre su vida y obra que ofreció Fray Néstor Weber, perteneciente a esa misma orden y custodio de la reliquia, antes de la ceremonia eucarística oficiada por el padre Tiscareño Durán.

De hecho, en toda la Diócesis de Yucatán es en la capilla de los Sagrados Corazones, donde se tiene entronizada una imagen del Padre Pío, a instancia del entonces Arzobispo de Yucatán, Emilio Carlos Berlie Belauzarán, el 25 de mayo de 2015, y un año antes, el 23 de septiembre, fue formado por las señoras Gladys Lara y Josefina Gamboa el Grupo de Oración del Padre Pio “Santa Ana y San Joaquín”.

Luego de manifestar su júbilo por tener y poder venerar las reliquias del Santo Padre Pío, el Pbro. Tiscareño Durán dijo que la vida de los santos son ejemplos a seguir para nosotros los cristianos. 

“El Santo Padre Pío decía que  toda la gloria es para Nuestro Señor, Él es el que hace los milagros a través de los santos. Tenemos a San Juan Pablo II, San Martín de Porres, por citar algunos, y hoy tenemos la oportunidad de tener a un hombre que Dios le permitió los estigmas. Llevar la cruz, el dolor, el sufrimiento, la difamación, como a Jesús con los fariseos”, indicó.

Demonio en perro

También recordó que ese santo padre cuando fue pequeño tuvo el don de poder hablar con la Virgen, así como la persecución del demonio a través de un perro y que lo obligaba a buscar refugio en la casa de oración.

A su vez, Fray Néstor destacó la vida espiritual y de oración que tuvo el Padre Pío desde muy pequeño y hasta el fin de sus días.

“En oración era cuando sufría su transformación espiritual, con apariciones, ataques del maligno, con diversas vivencias del orden ordinarios, pero siempre decía: al orar me encuentro con Dios. En la oración es donde tengo la fuerza para poder vivir todo lo que estoy padeciendo”, indicó.

Por igual manifestó ser un devoto a la eucaristía, “decía Cristo viene a visitarme, se entregó por nosotros, y ante eso le tengo que responder”.

“Su respuesta fue querer entregar su vida y comentaba que cada vez que celebraba la eucaristía él mismo subía a la cruz con Cristo; otro rasgo unido a su ministerio sacerdotal es el de la confesión. A lo largo de su vida se distinguió por dedicar largos tiempos al confesionario. Tenemos que vivir la experiencia de Dios, tanto ha hecho él por nosotros que no podemos quedarnos sin responderle a ese amor, y ahí mismo decía que era una persona dura; desarrollo el don de poder leer las consciencias, el donde poder predecir el futuro”, añadió.

De hecho, en una parte de la homilía, el Pbro. Tiscareño recordó que cuando Karol Wojtyla era un sacerdote en su natal Polonia, cada vez que lo visitaba en Italia iba con el Padre Pío a confesar y en una de esas al entrar en un breve trance le dijo que iba a ser Papa, y 'de los buenos'.

Después de la misa, se procedió a venerar la reliquia, colocada junto a la imagen del santo sacerdote.

  • El padre Francesco Forgione nació en Pietrelcina, provincia de Benevento, el 25 de mayo de 1887.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios