16 de Octubre de 2018

Yucatán

Ayuda a reducir el estrés en mascotas por las bombitas

Un problema frecuente en nuestros animales de compañía es el miedo excesivo a los estruendos que trastornan incluso su comportamiento.

Hay que permitir al animal que se esconda debajo de algún mueble o lugar donde se sienta seguro para evitar un sufrimiento aún mayor debido a la pirotecnia. (Milenio Novedades)
Hay que permitir al animal que se esconda debajo de algún mueble o lugar donde se sienta seguro para evitar un sufrimiento aún mayor debido a la pirotecnia. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Ayuda a reducir el estrés en mascotas por las bombitasCompartir en Twiiter Ayuda a reducir el estrés en mascotas por las bombitas

Cecilia Ricárdez/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- Diciembre es sinónimo de fiestas, luces y pirotecnia, donde la atención se la llevan los amigos, las cenas, los abrazos, buenos deseos, los regalos y pocos se preguntan qué pasa con las mascotas en medio de estos festejos, tomando en cuenta que son más sensibles que nosotros a los sonidos y otros elementos que podrían provocarles una muy mala Navidad.

Por eso, es conveniente prepararlos y acondicionar la casa, para tratar de evitar que sufran lo menos posible durante los días de fiesta, que para los animales, sobre todo perros y gatos, que son los que conviven con el ser humano, significan una situación inusual y nada agradable.

Para que todos, incluidas las mascotas, disfruten de las celebraciones,  consultamos al Dr. Julio Basulto, miembro de la Asociación de Médicos Veterinarios de Pequeñas Especies de Yucatán (Anvepey), quien comparte con los lectores consejos para los mejores amigos del hombre. Con nuestras fiestas de fin de año los animales quedan expuestos a infinidad de ruidos que trastornan su estabilidad física y comportamiento. 

Tome en cuenta lo siguiente:

  1. Uno de los problemas más frecuentes en nuestros animales de compañía es el miedo excesivo a los estruendos/ruidos. El miedo es una respuesta emocional normal en situaciones que puedan significar un peligro para el animal.
  2. Esta conducta se puede repetir aunque no haya un verdadero riesgo e incluso en forma exagerada la  respuesta del animal puede variar desde una leve intranquilidad hasta un estado de ansiedad intensa con signos físicos característicos como taquicardia, salivación, defecación, micción (orinarse), destrucción, vocalizaciones, temblor, intentos de esconderse o escapar, actividad aumentada,  trastornos gastrointestinales, estado de alerta.
  3. En algunos casos deriva hasta la muerte por paro cardiaco. Lo que pudiera relacionarse en humanos con un ataque de ansiedad.
  4. Perros y gatos son hipersensibles al sonido de los fuegos de artificiales y muchos reaccionan rompiendo objetos  y salen huyendo en su afán de resguardarse de los fuertes ruidos.
  5. Los veterinarios advierten que si bien todos los animales son sensibles a los ruidos fuertes, los perros son los más afectados debido a su delicado sistema auditivo, cuatro veces más potente que el del ser humano. 

Prevenir

  1. Los ruidos y el miedo hacen que nuestras mascotas busquen salir corriendo despavoridas. Para que esto no suceda, no la saques a la calle a ver los fuegos artificiales, y mantén las puertas bien cerradas. 
  2. Entre otras medidas, se recomienda colocar a los perros un collar, con una identificación que lleve nombre, dirección y teléfono de su dueño durante los días anteriores y posteriores a los festejos.
  3. Se recomienda que el día de la celebración, por la tarde antes de las veladas festivas, el perro o gato  haga mucho ejercicio, con un paseo, juegos, para que se canse y por la noche duerma mejor y profundamente.
  4. Hay quienes eligen sedar a sus mascotas con medicamentos, pero esta decisión debe ir asesorada por el veterinario  para que indique si ésta es una posibilidad aceptable, y si es así, indique qué tipo de medicamento y la dosis adecuada.
  5. No intentar sacarlo del lugar donde se ha refugiado porque puede responder de manera agresiva.
  6. Para disipar los ruidos de los estruendos, crear un sonido de fondo como música, radio o televisión.
  7. Si el animal es receptivo se puede distraer con su juguete preferido o juegos interactivos con el dueño.
  8. Se pueden colocar tapones de algodón o de silicona en los oídos, siempre que esté habituado a los mismos.
  9. Con un buen manejo podemos evitar que el animal se lastime o se escape.

En tu ausencia

  1. Si te ausentas de casa y dejas a tu mascota sola en casa y los vecinos también festejan. También, es aconsejable dejarlos en un sitio alejado de las ventanas con vidrios y la puerta principal, déjalo con agua, alimento y la puerta cerrada para que se aminore el sonido.
  2. Retira los elementos y decoraciones que pudieran romperse, y evita dejar al animal atado con cadenas que pudieran ahorcarlo. Si prefieres, puedes poner música en la habitación para evitar el contraste del silencio con las explosiones. 
  3. Es importante dejar a la mascota en un espacio pequeño, donde se sienta tranquilo y seguro, despojado de cualquier material que le pueda causar cortes o heridas. Hay que tener en cuenta que al escuchar los ruidos puede comenzar a moverse con rapidez.

Reacciones peligrosas

  • Algunas de las reacciones del perro ante la pirotecnia:
  • Al ser su oído 4 veces más sensible que el humano el estruendo le provoca:
  • Palpitaciones, taquicardia, pérdida de control, náuseas, salivación, falta de aire, temblores, jadeo, desorientación.

Repeta su espacio

  • Expertos indican que durante los ruidos, se debe evitar sobrecargar a tu perro o gato con mimos, abrazos y caricias. Es preferible darle su espacio y supervisarlo.

En la fiesta

Se advierte que si  la mascota la pasa en una casa con gente, hay que permitirle al animal que se esconda debajo de algún mueble o lugar donde se sienta seguro para evitar un sufrimiento aún mayor.

Miedo y fobia en perros y gatos

Realizar una correcta socialización de los cachorros.
Exponer a diferentes estímulos para habituarse progresivamente a todo tipo de ruidos.
Esto debe hacerse en forma supervisada por el profesional y evitando experiencias traumáticas relacionadas.

Tratamiento específico

  • Tratamiento conductual: Se utilizan técnicas para modificar la conducta como Desensibilización sistemática y Contra condicionamiento
  • Tratamiento psicofarmacológico: Se utilizan ansiolíticos de corta duración, exclusivamente mientras dura el episodio. Y ansiolíticos de acción prolongada que se administran en forma continua.
  • Esta última medicación debe administrarse con bastante anticipación a los eventos de fuegos artificiales y es el tratamiento adecuado a largo plazo.

Alerta

No medique a su mascota, no haga uso de tranquilizantes de uso humano sin la debida recomendación de un médico veterinario clínico de perros y gatos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios