17 de Julio de 2018

Yucatán

Cada 3 días muere un motociclista accidentado

El principal motivo de los accidentes es por la temeridad con que manejan los conductores, así como la falta o el uso inadecuado del casco.

No basta cubrirse la cabeza, se deben portar cascos de motociclistas. Imagen de una familia a bordo de un vehículo de dos ruedas. (Milenio Novedades)
No basta cubrirse la cabeza, se deben portar cascos de motociclistas. Imagen de una familia a bordo de un vehículo de dos ruedas. (Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Cada 3 días muere un motociclista accidentadoCompartir en Twiiter Cada 3 días muere un motociclista accidentado

Luis Fuente/SIPSE
MÉRIDA, Yucatán.- Los accidentes fatales de motociclistas están en aumento en Yucatán; de acuerdo con las autoridades, en la mayoría de los casos el motivo es la temeridad con la que conducen, así como la falta o el uso inadecuado del casco.

Entrevistado sobre el tema, el inspector vial del Centro Nacional de Prevención de Accidentes (Cenapra), René Flores Ayora, mencionó que los accidentes en calles y carreteras de Yucatán causó la muerte de una persona cada 2.87 días desde que inició este año, por lo que urgió a tomar medidas para reducir los incidentes.

Recordó que desde 2007 a 2012 por lo menos 291 personas han perecido en el lugar de los hechos en algún tipo de accidente de tránsito, en los que los principales motivos son el exceso de velocidad y la falta de equipo de seguridad por los motociclistas.

“Es necesario emprender una campaña en la que los guiadores respeten los límites de velocidad, se abrochen el caso y conduzcan con las luces encendidas todo el tiempo”, subrayó.

Indicó que los motociclistas deben estar conscientes de que su vehículo no llega ni siquiera a la mitad de un automóvil, por lo que no debe olvidar que la principal obligación es mantenerse visible.

“Recordar anunciar tu maniobra y además preocuparte de llevar las luces encendidas, incluso si es de día, es primordial”, enfatizó.

Aún es común ver a motociclistas que utilizan cascos de beisbolistas, electricistas o de obrero

El motociclista nunca debe rebasar por la derecha, pues es un vehículo más y ubicarse en medio de la vía.

El artículo 295 del Reglamento de Vialidad del Estado determina que está prohibido que vehículos menores y vehículos menores motorizados circulen entre los carriles de tránsito, sobre las aceras, pasos peatonales, las rampas para personas con discapacidad, sobre los pasos a desnivel, y demás lugares previstos en este reglamento y otras disposiciones legales y normativas aplicables.

En las últimas estadísticas de 2007 al 2012 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) se dio a conocer que hubo 12 mil 285 accidentes de tránsito en que el estuvieron involucrados motocicletas, que dejaron 282 muertos y mil 103 lesionados.

En este sentido, por falta de atención al problema existen varias reglas de vialidad que no respetan los motociclistas en Yucatán; sin embargo, la más peligrosas es no portar el casco protector o, en caso de hacerlo, utilizan uno inadecuado que no cumple las normas de seguridad para tránsito de vehículo automotor.

“No es raro ver circulando en calles de las poblaciones yucatecas, incluyendo Mérida, a motociclistas que utilizan el casco sin sujetarse la correa. Incluso los hay que de plano no lo portan y lo llevan en el manubrio o en la mano”, expresó.

“Lo más peligroso es que se atreven a circular en carretera sin este aditamento de seguridad. Si les ocurre algún accidente, es muerte segura”, agregó,

El también el jefe de Ingeniería Vial, Transporte y Seguridad Vial del Ayuntamiento de Mérida, René Flores Ayora, manifestó que es común ver a numerosos motociclistas que utilizan cascos de beisbolistas, electricistas o de obrero, los cuales no brindan la protección adecuada en caso de accidente.

Pese a lo que indica el Reglamento de Vialidad, muchos motociclistas, tanto de Mérida como en el interior del Estado, no portan el protección adecuada.

Los cascos, señaló Flores Ayora, deben estar sujetados y amarrados para que en caso de percance no dejen desprotegidos al motociclista. 

Añadió que estas protecciones deben cumplir las especificaciones de una NOM, de tal manera que no es posible utilizar cualquier casco para motociclista y tener las siguientes características: contar con un recubrimiento interior de poliestireno u otro material de 2.5 centímetros de espesor, así como tener un protector para los ojos. 

Fallecen dos al mes
  • Estadísticas sobre accidentes de motociclistas deberían generar conciencia, pues al día las autoridades toman conocimiento de entre dos y ocho percances, y al menos dos mueren al mes por choques.
  • Son muchos los casos en los que los motociclistas yucatecos han perdido la vida o sufrido lesiones graves por usar cascos que no tienen las especificaciones mínimas de seguridad.

El casco amortigua golpes y salva vidas

Los cascos salvan vidas al evitar o amortiguar golpes y heridas en la cabeza que cobran vidas e imponen discapacidades, de modo que los motociclistas que no lo usan tienen mucho más riesgo de muerte o de sufrir lesiones permanentes.

René Flores Ayora, jefe de transporte vial del Ayuntamiento de Mérida, indicó que este implemento constituye el principal elemento de protección cuando se viaja en motocicleta, pero algunos no lo creen y se resisten a utilizarlo.

Explicó que cuando el vehículo se ve envuelto en un choque, el conductor suele sufrir una caída; si su cabeza golpea contra un objeto, como puede ser el suelo, se produce una lesión por contacto o impacto directo.

Además, el movimiento que el cuerpo, cabeza incluida, traía durante la marcha sobre la moto o bicicleta se detiene bruscamente, mientras el cerebro continúa moviéndose dentro del cráneo en la dirección del movimiento corporal y luego de chocar contra la pared interna del cráneo es impulsado en la dirección opuesta.

Este tipo de impacto interno puede provocar desde una lesión cerebral pequeña hasta una grande que provoque la muerte. 
Las lesiones en la cabeza pueden ser de dos tipos. En el primer caso, abierta, se produce una fractura o penetración del cráneo que puede producir serias lesiones cerebrales.

En el caso de heridas cerradas, se producen cuando el cerebro se sacude dentro del cráneo; la mayoría son de este último tipo y pueden ser fatales.

Flores Ayora indicó que el casco absorbe parte de la energía del impacto con su estructura y el cerebro golpea contra el cráneo con menos fuerza, ya que dispersa la fuerza del choque en una superficie más grande, por lo que la energía no se concentra en una sola parte de la cabeza.

También actúa como barrera que evita el contacto entre el cráneo y el objeto del impacto, y ejerce su efecto protector por medio de su estructura formada por cuatro componentes básicos: el casco exterior rígido, la capa interna de absorción de impacto, el relleno de confort y la correa de retención.

El casco debe ser reemplazado luego de un choque o después de tres a cinco años de uso. 

Protección integral
  • Existen diversos diseños de casco que brindan diferentes beneficios: los integrales son los que protegen más, ya que también ofrecen protección facial, de la mandíbula y el mentón.

Cuatro razones para usar el casco

  1. Porque protege la cabeza, cerebro y rostro.
  2. Es una barrera que previene el contacto directo de cualquier objeto con el cráneo.
  3. Distribuye la fuerza del impacto evitando la concentración en un punto determinado de la cabeza.
  4. Absorbe parte del golpe reduciendo la aceleración del cráneo y el movimiento del cerebro.

Mitos y realidades sobre el uso del casco

Las razones por las motociclistas se niegan a usar el casco adecuado son muchas, y van desde el simple reconocimiento de que les molesta y les quita la sensación de libertad, hasta otras que, por muy reiteradas, se transformaron en verdades aceptadas.

Mito: “El casco afecta mi visión, no veo bien de costado”.

Realidad: Rebatido por los datos científicos. La visión periférica es de entre 200º y 220º. Los estándares de seguridad internacionales requieren que los cascos provean 210º de visión. Alrededor del 90% de los accidentes suceden dentro de un rango de 160º (la mayoría restante son choques por atrás), así que está claro que los cascos no afectan la visión periférica y no contribuyen a los choques.

Mito: “Con el casco no puedo oir bien los sonidos de la calle”.

Realidad: Rebatido por la ciencia. Los cascos reducen la sonoridad de los ruidos, pero no afectan la capacidad del motociclista de distinguir entre diferentes sonidos. La Universidad de California del Sur realizó 900 investigaciones profundas sobre accidentes con motos en el lugar del accidente y no detectó ningún caso en el que el motociclista no pudiera escuchar un sonido crucial del tránsito. Más aún, algunos estudios indican que los cascos son útiles para reducir el sonido del viento y proteger la audición.

Mito: “En caso de accidente, los cascos provocan heridas en el cuello o médula espinal”.

Realidad: La investigación ha probado que esto no es verdad. Cinco estudios revisados por la GAO mostraron una mayor incidencia de lesiones severas en el cuello en aquellos motociclistas que no usan casco. Un estudio en Illinois, Estados Unidos, halló que los cascos reducen el número de heridas graves en la médula espinal.

Los datos
  • De 2007 a 2012 hubo 12 mil 285 accidentes en los que estuvieron involucrados motocicletas 
  • Estos percances en Yucatán dejaron 282 muertos y mil 103 lesionados
  • El casco tiene una efectividad comprobada, pues incluso estudios aseguran que disminuye el riesgo y la gravedad de las lesiones en un 72%, aproximadamente.
  • Los motociclistas que usan protección en la cabeza tienen hasta un 85% menos de lesiones graves que los que no utilizan.
  • El casco disminuye el riesgo de muerte en al menos un 39%, dependiendo de la velocidad del  o los vehículos involucrados, además evita costos de salud asociados con los choques.
  • Las lesiones en la cabeza pueden ser de dos tipos: abiertas o cerradas. En el primer caso se produce una fractura o penetración del cráneo que puede producir serias lesiones cerebrales. En el caso de heridas cerradas las lesiones se producen cuando el cerebro se sacude dentro del cráneo. La mayoría de las lesiones cerebrales son de este último tipo y pueden ser fatales.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios