23 de Abril de 2018

Yucatán

Su esposa le cerró la puerta... la muerte se la abrió

Suman ya 140 los casos de suicidio en Yucatán. Este domingo hubo dos suicidas más, ambos varones.

En el último día de julio, dos varones decidieron quitarse la vida: ya son 140 casos de muertes autoinfligidas en Yucatán, en lo que va de 2016
En el último día de julio, dos varones decidieron quitarse la vida: ya son 140 casos de muertes autoinfligidas en Yucatán, en lo que va de 2016
Compartir en Facebook Su esposa le cerró la puerta... la muerte se la abrióCompartir en Twiiter Su esposa le cerró la puerta... la muerte se la abrió

Carlos Navarrete/SIPSE
MÉRIDA, Yuc.- La ola de suicidios continúa en el Estado, y ayer se sumaron dos casos más a la ya larga lista: 140, en lo que va de 2016

En el primer caso, después de que su mujer lo regañó porque llevó a su casa a un amigo para tomar los tragos, un sujeto se quitó la vida por la vía del ahorcamiento.

Jesús A. A., de 64 años, fue encontrado por su esposa colgado en la sala de su casa.

La mujer dijo, al momento que el cuerpo era llevado por el Semefo, que su cónyuge era “buen esposo” y su único defecto es que tomaba todos los días.

Según se pudo averiguar, Aguilar Arzápalo acostumbraba embriagarse a diario y ayer no fue la excepción, pues llegó a su casa ubicada en la calle 76 número 519-A entre 65 y 65-A del centro, y lo hizo con un compañero electricista con quien se puso a beber.

Alrededor de las 5 de la tarde, su esposa lo regañó por estar tomando bebidas embriagantes todos los días y, molesta, se dirigió a su recámara.

Dijo que como una hora después Jesús le golpeó la puerta para decirle que su amigo ya se había ido y que lo dejara entrar, pero como estaba aún molesta no le abrió y le pidió que se fuera.

Como las 10 de la noche salió del cuarto y lo fue a buscar, y al entrar a la sala se llevó la desagradable sorpresa de que su esposo se encontraba colgado del cuello con una soga que amarró a un adorno de herrería.

En el otro caso, un varón, quien se encontraba bajo tratamiento médico por la fuerte depresión que padecía desde que su madre falleció, se colgó del brazo de una hamaca.

Jorge C. C., de 37 años de edad, se quedó solo en casa, en el Centro, cuando su esposa salió a comprar los útiles escolares del hijo de ambos, de 10 años de edad.

La mujer descolgó el cuerpo de su esposo, e intento darle los primeros auxilios, pero fue inútil. Los paramédicos llegaron solo para confirmar que Jorge había fallecido.

En su declaración a la policía, la mujer dijo que su esposo ya había intentado, un mes antes, suicidarse, debido a que pasaba por una depresión profunda.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios