Impactan a la educación

La iniciativa del Gobierno federal propone una reducción del 12.31 por ciento al presupuesto educativo, ya que dispone 265 mil 704 millones 185 mil 221 pesos para el 2017.

ENVÍA
  • Compartir por whatsapp

La intención del Gobierno Federal de reducir 239 mil millones de pesos al gasto público le pegará duro a los sueños de elevar la calidad educativa. La iniciativa propone una reducción del 12.31 por ciento al presupuesto educativo, ya que dispone 265 mil 704 millones 185 mil 221 pesos para el 2017, contra los 302 mil 986 millones 555 mil 681 pesos previstos en este 2016.

Pese a que se espera blindar unos 15 programas prioritarios, entre ellos el gasto de la reforma educativa, pues conservará sus 7 mil 107 millones 800 mil pesos habrá recorte en otros rubros: Investigación Científica y Desarrollo Tecnológico perderá 250 millones de pesos; Escuelas de Tiempo Completo se encogerá 500 millones de pesos; igual suerte correrá el Fortalecimiento de la Calidad Educativa al reducirle 250 millones de pesos; el programa para la Inclusión y Equidad Educativa también pierde 172 millones de pesos; el de Subsidios para Organismos Descentralizados Estatales será mochado igualmente con 500 millones de pesos.

En otros ajustes al alza se beneficia el Fondo de Aportaciones Múltiples para la Infraestructura Educativa Escuelas al Cien, se fortalecerá el programa de Educación Inicial y Básica Comunitaria en zonas de alta marginación, así como apoyos adicionales en educación Media Superior  y el programa de expansión de la educación Media Superior y Superior. En los hechos, el recorte anunciado se reflejará principalmente en un pobre incremento salarial para los trabajadores de la educación el próximo año, así como, el incremento de la práctica de contratación del personal dejando a un lado la seguridad de una plaza de base. Se esperan tiempos difíciles en educación.

Calidad de la educación e inversión educativa deben ir de la mano para garantizar buenos resultados, pero el recorte presupuestal afectó directamente a los apoyos gubernamentales, en este caso, el Seguro de Vida para Jefas de Familia de la Secretaría de Desarrollo Social, equivalente a 550 pesos mensuales que ayuda a niños y jóvenes para acabar sus estudios en caso del fallecimiento de la madre, prácticamente desaparecerá para el próximo año, ya que se reducirá en un 98 por ciento. Este año protegió a unos 30 mil 214 niños y jóvenes huérfanos, y con la reducción sólo serán protegidos escasos 604 de ellos. 

Alejandro Castro
Maestro de educación primaria y secundaria.
Ver más de Alejandro Castro

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UN COMENTARIO:

Tu E-Mail no será mostrado.
Lee nuestras políticas de comentarios,
políticas de privacidad y términos y condiciones.