Vacuna COVID para menores, necesaria ante las carencias en escuelas

El regreso a clases presenciales evidenció las carencias sanitarias en los planteles de Quintana Roo.

|
Vacuna COVID para menores, necesaria ante las carencias en escuelas. (Foto: Paola Chiomante)
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

El regreso a clases presenciales hizo evidente que la vacuna contra la COVID para los menores de edad es necesaria ante las evidentes carencias sanitarias en las escuelas de Quintana Roo.

“Las escuelas no tienen el recurso para comprar suficiente gel antibacterial, ni desinfectante”, asegura Rihanna, una de los tres menores de edad que se ampararon en Quintana Roo para la aplicación de la vacuna contra el Covid-19.

La estudiante de segundo grado de secundaria, quien perdió un familiar por esta enfermedad, consideró que es lamentable la forma en que el gobierno federal ha manejado la pandemia en el sector infantil y juvenil, ya que existe una gran desinformación sobre todas las implicaciones que tiene el virus entre esta población.

“Perdí a un familiar a causa del Covid-19 y eso me dejó muy marcada, desde ahí supe que debía cuidar más de mi familia y de mí.

Una manera de hacerlo es pidiendo la vacuna y también sé que así me voy a sentir más segura si regreso a las aulas, tal vez no es un 100%, pero es un avance”.

La joven de 13 años externó que esta situación junto con la presión de volver a clases, hizo que ella y sus tutores tomaran la decisión de interponer el amparo, con el fin de que se respete no sólo su derecho a la educación, sino a la salud.  

“Mi opinión es que no les importa”

Marián, de 10 años, es otra de las menores que junto a sus tutores solicitó al gobierno la aplicación de la vacuna de Pfizer contra el SARS-CoV-2.

Además de la protección que esto significa para ella y su familia, también lo hace para cuidar de su mejor amiga, quien es asmática y corre riesgo de complicaciones.

“Mi opinión es que no les está importando, y como broche de oro nos van a regresar a la escuela, lo que nos vulnera más (...) deberían rectificar su posición con respecto a la vacuna, porque los niños se están contagiando y muriendo, pero con ella nos sentiríamos más seguros de regresar a clases, de convivir con nuestras compañeras y compañeros”, agregó.

Asimismo, las dos estudiantes esperan que las autoridades rectifiquen sus decisiones sobre la aplicación del biológico a niñas, niños y adolescentes, ya que señalaron que el proceso puede ser desgastante.

Mientras tanto, deberán esperar al mes de octubre para poder tener una audiencia y conocer la decisión del juez sobre su petición.

De acuerdo con el Sistema Nacional de Protección Integral a Niñas, Niños y Adolescentes (Sipinna), en Quintana Roo se han registrado 504 contagios entre menores, de los cuales, 15 han perdido la vida, cinco de ellos se encontraban entre los 12 y 17 años, edad susceptible a vacunación con la dosis de Pfizer.

Cargando siguiente noticia