21 de Septiembre de 2018

Ciencia y Salud

El humano está acabando con el agua dulce

Actividades como el riego y la construcción de presas hace que se pierda mayor cantidad del vital líquido.

La investigación concluye que el incremento de la pérdida total de agua dulce es de cuatro mil 370 kilómetros cúbicos anuales, lo que equivale a dos tercios del flujo anual del río Amazonas. (EFE/Archivo)
La investigación concluye que el incremento de la pérdida total de agua dulce es de cuatro mil 370 kilómetros cúbicos anuales, lo que equivale a dos tercios del flujo anual del río Amazonas. (EFE/Archivo)
Compartir en Facebook El humano está acabando con el agua dulceCompartir en Twiiter El humano está acabando con el agua dulce

EFE
WASHINGTON, D.C.- El impacto humano en la pérdida de agua dulce, con actividades como el riego o la construcción de presas, es un 20 % mayor de lo estimado, según un nuevo estudio que publica la revista especializada "Science".

La investigación concluye que el incremento de la pérdida total de agua dulce a la atmósfera, por evapotranspiración, es de cuatro mil 370 kilómetros cúbicos anuales, lo que equivale a dos tercios del flujo anual del río Amazonas, el más caudaloso del mundo.

"Las pequeñas cosas que hacemos en la superficie de la Tierra pueden tener grandes efectos globales. Previamente, los efectos de las actividades humanas como las presas se desestimaron, este estudio muestra que hasta ahora los efectos han sido incluso mayores que los del cambio climático atmosférico", dijo Fernando Jaramillo, postdoctorado del departamento de Geografía Física en la Universidad de Estocolmo.

La tesis de este estudio es que actividades como riego y presas han aumentado considerablemente el consumo humano global de agua dulce al incrementar la evapotranspiración, es decir, la pérdida de humedad de una superficie por evaporación directa junto con la pérdida de agua por transpiración de la vegetación.

El impacto humano aumenta la pérdida de agua dulce a la atmósfera y, por tanto, reduce el agua disponible para humanos, sociedades y ecosistemas.

"El incremento de esta perdida por causas humanas es como un gran río de agua dulce de la Tierra a la atmósfera. Hemos cambiado tanto el sistema del agua dulce sin saberlo", considera Gia Destouni, profesora de la Universidad Estocolmo.

"Ya hemos superado los límites del consumo de agua dulce del planeta, esto es serio, independientemente de si hemos cruzado un límite real o si ese límite se subestimo", agrega Destouni.

Para efectuar esta investigación, los científicos analizaron datos sobre clima, hidrología y uso del agua en un centenar de grandes cuencas hidrológicas del mundo entre 1901 y 2008.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios