Compras por internet: ¿cuánto impactan al planeta?

En 2030 las emisiones generadas por la entrega de productos pueden ser 32 por ciento más elevadas que en la actualidad.

|
Foto de cottonbro en Pexels.
Recibe noticias y descuentos exclusivos en tu correo
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

Para satisfacer la creciente demanda de los usuarios que compran en línea, la presencia de vehículos de reparto en las ciudades para finales de la década actual podría incrementarse un 36 por ciento, lo que significa más emisiones, contaminación y tráfico vehicular, advierte un reporte del Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés).

 Sin ninguna intervención, en 2030 las emisiones generadas por la entrega de productos pueden ser 32 por ciento más elevadas que en la actualidad, apunta el documento.

Además, el tráfico podría incrementarse 21 por ciento, lo que se representaría añadir 11 minutos al tiempo que cada pasajero destina a transportarse cada día.

Si bien algunos artículos, como la despensa y los productos de salud, aún se compran más en tiendas tradicionales, el informe prevé que en los próximos años estas categorías también se adquieran con regularidad mediante nuevos modelos de servicio, como los que ofrecen las aplicaciones de entrega de productos.

Otra tendencia en ascenso es la entrega el mismo día, un sector que crece hasta 36 por ciento al año. Amazon, por ejemplo, administra 390 almacenes y 20 mil vehículos de entrega a nivel mundial, por lo que puede ofrecer entregas en menos de 24 horas a sus clientes de su servicio Prime.

¿Cómo reducir el impacto ambiental de la entregas a domicilio?

 Con el fin de reducir el impacto ambiental de las entregas a domicilio, el WEF propone tres escenarios de intervención del sector.

El que disminuiría más emisiones es el escenario sustentable, que se basa en incluir vehículos eléctricos en las flotillas, realizar los servicios durante la noche o después del horario laboral y crear áreas de estacionamiento específicas para los vehículos de entrega.

Bajo este modelo, se reducirían 35 por ciento las emisiones y 25 por ciento el tráfico vehicular, comparado con un escenario en el que no se realizaron intervenciones, indica el documento "The Future of the Last-Mile Ecosystem". 

También te puede interesar:

 ‘Nunca fue el azúcar’; vinculan los colorantes sintéticos con la hiperactividad

 Eventos astronómicos de mayo y cómo verlos desde tu casa

 Calentamiento Global: Glaciares están desapareciendo rápidamente

Cargando siguiente noticia