14 de Diciembre de 2017

Ciencia y Salud

Pequeños ajustes en la dieta bastan para vivir más

No hace falta renunciar a la pizza y las papas fritas.

La investigación permitió establecer un vínculo entre la dieta y el riesgo de mortalidad. (Kiwilimón)
La investigación permitió establecer un vínculo entre la dieta y el riesgo de mortalidad. (Kiwilimón)
Compartir en Facebook Pequeños ajustes en la dieta bastan para vivir másCompartir en Twiiter Pequeños ajustes en la dieta bastan para vivir más

Agencia
España.- Según un estudio publicado en The New England Journal of Medicine, unos pocos ajustes en nuestra alimentación diaria nos pueden ayudar a vivir más años, sin convertir estos en un aburrimiento desde el punto de vista del placer gastronómico, informa Muy Interesante.

No hablamos de cambios drásticos. Según Mercedes Sotos-Prieto, directora del estudio y especialista en nutrición de la Universidad de Atenas (Ohio, EE. UU.), basta con cosas tan sencillas como cambiar una ración diaria de 120 gramos de carne roja o 40 de carne procesada por un puñado de nueces o legumbres.

También te puede interesar: Los beneficios de la estevia para la salud

Los autores del trabajo, en su mayoría científicos de universidades estadounidenses, analizaron los datos de 48.000 mujeres de entre 30 y 55 años, y de 26.000 hombres de entre 40 y 75. Durante doce años, estas personas respondieron a cuestionarios periódicos sobre su forma de comer, y los investigadores compararon sus respuestas con dietas que la ciencia ha probado útiles para incrementar la esperanza de vida.

Entre los sujetos analizados, 6.000 mujeres y 4.000 varones murieron durante el periodo de la investigación. Esto permitió establecer un vínculo entre la dieta y el riesgo de mortalidad.

Los datos demostraron que las personas que mantenían una dieta equilibrada basada en pequeños cambios como los citados arriba tenían entre un 9 y un 14 por ciento menos de probabilidades de morir que el resto. Cuando los participantes empeoraban su alimentación a lo largo de los doce años estimados, tenían entre un 6 y un 12 por ciento más de posibilidades de fallecer por diversas enfermedades relacionadas con el estilo de vida.

Según Sotos-Prieto, no es necesario autoimponerse una dieta muy rigurosa para vivir más y mejor. Solo tenemos que incluir una ingesta elevada de frutas, vegetales, granos integrales, nueces y guisantes, además de mantener bajo el consumo de carnes rojas y procesadas, dulces, refrescos, harinas refinadas.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios