23 de Septiembre de 2018

Ciencia y Salud

Medicamento promete la cura contra la calvice y las canas

Investigadores de la Universidad John Hopkins podrían combatir los signos de la vejez.

Este nuevo fármaco detiene la producción de los glicoesfingolípidos o GSL, un tipo de grasas clave en la piel y otras membranas celulares. (Foto: Contexto)
Este nuevo fármaco detiene la producción de los glicoesfingolípidos o GSL, un tipo de grasas clave en la piel y otras membranas celulares. (Foto: Contexto)
Compartir en Facebook Medicamento promete la cura contra la calvice y las canasCompartir en Twiiter Medicamento promete la cura contra la calvice y las canas

Agencia
CIUDAD DE MÉXICO.- Si bien recientemente otro trabajo sugirió que era posible acabar con las arrugas y la calvicie en ratones gracias a la manipulación genética, esta no es la única investigación con prometedores resultados que existe en la actualidad, siempre con el objetivo de lograr los mismos objetivos en seres humanos.

Ahora, un nuevo experimento ha logrado llegar a la misma meta gracias a un fármaco experimental. En esta ocasión, los investigadores querían revertir la caída del cabello y el daño de la piel relacionado con una dieta rica en grasas, o dieta occidental, la cual se habría relacionado íntimamente con un aumento del riesgo de sufrir ambos factores relacionados con el envejecimiento.

También te puede interesar: Reportan cinco casos de atención médica por altas temperaturas

El trabajo, llevado a cabo por los investigadores de la Universidad John Hopkins y publicado en Scientific Reports, consistió en una serie de experimentos en ratones donde se logró revertir con éxito ambos factores: tanto las canas como la caída del pelo y las arrugas de la piel. Todos estos signos de envejecimiento se habían producido tras llevar a cabo dietas altas en grasas y colesterol en los roedores, lo cual demostró aumentar el riesgo de acelerar estos signos de envejecimiento e inflamación generalizada.

Según los investigadores, este nuevo fármaco detiene la producción de los glicoesfingolípidos o GSL, un tipo de grasas clave en la piel y otras membranas celulares. Cabe destacar, como puntualizan los investigadores, que estos resultados no tienen porque conseguirse también en humanos, y no existe todavía evidencia sólida de que el fármaco sea seguro para las personas.

Aun así, afirman, los hallazgos otorgan nuevas vías de actuación para abordar tanto la pérdida de pelo como las lesiones en la piel en humanos, ya sea usando fármacos en forma de pastillas o en forma de cremas. De hecho, el objetivo final de este fármaco no sería tan solo el envejecimiento, sino otras enfermedades potencialmente lesivas de la piel, como la psoriasis, la mala cicatrización en las heridas de pacientes con diabetes, o una mala curación de las heridas tras sufrir una cirugía.

Cómo funciona el nuevo fármaco

En estudios anteriores, los glicoesfingolípidos habrían demostrado encontrarse en gran cantidad en las células que forman la capa superior de la piel y en los queratinocitos, las células responsables de regular la pigmentación tanto de la piel como de los ojos y el cabello.

Para demostrar cómo la alteración de los GSL puede afectar al color y aspecto de la piel, los investigadores modificaron a un grupo de ratones genéticamente para que padeciesen aterosclerosis, una enfermedad arterial donde se produce una obstrucción de los vasos sanguíneos como consecuencia de una Dieta Occidental. Posteriormente, alimentaron a esos mismos ratones ya predisponentes a la enfermedad con una dieta alta en grasas, mientras que hubo un segundo grupo de ratones control con una alimentación estándar desde las 12 semanas de edad hasta las 20 semanas.

Como se esperaba, aquellos ratones alimentados con una dieta occidental sufrieron pérdida de cabello, lesiones en la piel y blanqueamiento del pelo o canas. Dichos signos de volvieron más severos cuando estos ratones continuaron la misma dieta durante un total de 36 semanas, donde ya había hasta un 75% de roedores afectos con estos signos acelerados de envejecimiento.

via GIPHY

Entre la semana 20 y la semana 36, ambos grupos de ratones recibieron el compuesto experimental, D-treo-1-fenil-2-decanoylamino-3-morpholino-1-propanol (D-PDMP) , en forma de cápsula o líquido, llevando a cabo la misma dieta. Aquellos que recibieron entre 1 y 10 mg por kilo de peso y continuaron con la misma Dieta Occidental comenzaron a recuperar el cabello y su color original, disminuyendo además la inflamación de la piel. De hecho, el tratamiento con 1 mg/kg en forma de cápsula y el de 10 mg/kg en forma líquida tuvieron un efecto similar, lo que demostraría que la cápsula sería una forma de administración más efectiva.

A pesar de que los investigadores sugieren que es necesaria más investigación, creen que sus hallazgos demostrarían que la dieta occidental es potencialmente lesiva, pudiendo dar lugar a la producción de canas, caída de pelo y arrugas en la piel también en los seres humanos. Como objetivo de futuro, el plan es confirmar y ampliar los hallazgos actuales y demostrar que el compuesto es seguro y efectivo también en humanos.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios