25 de Septiembre de 2018

Deportes

Leones de Yucatán se van a pléiofs

Vaqueros se convirtió en el décimo cuarto equipo en ser lechados por los melenudos, 7x0, que alcanzó de paso su triunfo 61.

Leones de Yucatán tomaó la ventaja desde temprano y venció a  Vaqueros de Laguna. (José Acosta/Milenio Novedades)
Leones de Yucatán tomaó la ventaja desde temprano y venció a Vaqueros de Laguna. (José Acosta/Milenio Novedades)
Compartir en Facebook Leones de Yucatán se van a pléiofsCompartir en Twiiter Leones de Yucatán se van a pléiofs

William Sierra/Milenio Novedades
MÉRIDA, Yucatán.- El primer objetivo, conseguir la calificación a los pléiofs fue conseguido anoche, y de qué manera: con hermético pitcheo comandado por Tomás Solís y explosivo bateo que guió Jesús Valdez, ante Vaqueros de Laguna, que se convirtieron en el décimo cuarto equipo en ser lechados por Leones de Yucatán, 7x0, que alcanzó de paso su triunfo 61, en el primero de la serie en el Parque “Kukulcán Álamo”.

Las fieras descargaron 13 imparables, de los cuales “Cacao” Valdez se fue de 4-3, incluido par de dobles, con tres remolcadas, y Héctor Giménez, de 4-2, con cuadrangular de dos anotaciones.

Conocedor del parque, Solís tuvo tremendo regreso con la franela melenuda al espaciar tres imparable en seis episodios. De hecho, los primeros cinco episodios los retiró al ritmo de  1-2-3, pese a que al primer bateador que se enfrentó en el juego le abrió con doblete, pero fue ajusticiado en la antesala cuando intentó estafarse la colchoneta. También, tanto la segunda como cuarta, los Vaqueros  abrieron con corredores en base, pues Ricky Alvarez dio sencillo y Rubén Sosa recibió la base, respectivamente, aunque en ambos casos llegó la doble matanza.

Los cambios de velocidad, y el control en sus envíos hizo que Solís se enfilara de manera indiscutible a su segundo triunfo consecutivo como abridor en el “Kukulcán”, aunque en su anterior salida con los Rojos del Águila y siendo verdugo de las fieras. Completó su labor con tres ponches y dio tres bases. Después preservaron la blanqueada, Freddy Quintero, Jesús Barraza y Óscar Verdugo, quienes lanzaron a un acto.

El revés fue para Alejandro Astorga, primero de cuatro lanzadores.

Tomás Solís tuvo tremendo regreso con la franela melenuda al espaciar tres imparable en seis episodios

Los reyes de la selva rápido sacaron las garras e hicieron daño al ex melenudo  Astorga, en el primer capítulo. Francisco Lugo abrió con sencillo, Diego Madero fue anestesiado, José Juan Aguilar recibió pasaporte, y con la mesa puesta, el “Cacao” Valdez metió una línea que se fue al fondo del bosque izquierdo para un limpio doble productor de un registro, ya que Luis Alfonso García fue dominado en rola a la antesala y después el jardinero izquierdo Brad Snyder corrió la milla para robarle un imparable a Ricardo Serrano.

Astorga pudo retirar en orden el segundo acto, pero sólo ese capítulo, pues en los dos siguientes que aguantó en el centro del diamante, le encontraron la pelota para que los melenudos ampliaran la ventaja con tres anotaciones más.

La ofensiva de la tercera, fue de una carrera, de no haber sido por el tremendo brazo del receptor Humberto Cota, que sacó a dos con matemáticos tiros en la antesala. El ataque lo comenzó Lugo al sorprender con toque, que le alcanzó para llegar hasta segunda al tirar mal a la inicial el antesalista Brian Hernández, Madero negoció pasaporte, Aguilar tocó, pero el receptor fusiló al corredor en la tercera para embasar en “bola ocupada”; ambos embasados se fueron al doble robo, siendo puesto fuera ahora Madero. Sin embargo, Valdez conectó un “podridito” que cayó apenas sobre la segunda para producir una más, siendo su producida número 57.

Para el cuarto acto, los melenudos trajeron dos más. Serrano bateó jit, avanzó a segunda con sencillo de Giménez, y anotó con biangular de Héctor Páez. Flores sorbió chocolate, Lugo cedió el segundo tercio con rodado a la tercera, Madero volvió a recibir pasaporte, pero una línea de Aguilar que pasó sobre la segunda colchoneta remolcó el registro.

Después de imparables, en su mayoría conseguidos con chocar la pelota, llegó el batazo de poder al desforrar la pelota Héctor Giménez en la quinta entrada con Serrano en los senderos.

Y la mata siguió dando con el enecendido fusil del dominicano Valdez al remolcar otra más con doblete en la sexta entrada.

Corey, listo para reaparecer 

Como informamos con anterioridad, la pregunta obligada de la mayoría de los valientes aficionados, que antes de comenzar el partido soportaron la pertinaz llovizna, en el Parque “Kukulcán Álamo” era: ¿Cómo está Corey Wimberly, cuándo va a jugar?

El propio “Flow” dejó en claro que no hay por qué preocuparse, ya está bien y que saltará al campo cuando el mánager Willy Romero lo indique.

“Me encuentro bien. Me dio un tirón en la pierna derecha”, explicó el estadunidense sobre la lesión que sufrió y que lo obligó a no realizar el viaje en la gira realizada en Aguascalientes y Monterrey.

“Estuve toda la semana en terapia y entrenando con el traning, ya no hay molestias”, subrayó. Wimberly dejó en claro que él sólo es una pieza más en este equipo y esté o no jugando, los melenudos van a seguir siendo un equipo grande, pues no depende de un solo jugador.

“Este es un equipo grande porque no se depende de determinado jugador. Cada quien sabe lo que tiene qué hacer y lo está haciendo”, mencionó. El veloz guardabosques reiteró que está recuperado del tirón que sufrió y que sí habría que jugar hoy, no habría ningún problema.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios