19 de Agosto de 2018

Deportes

Brilla Rooney en gris triunfo de Inglaterra: 1-0

El delantero anota en partido amistoso contra Noruega y se convierte en el cuarto máximo goleador en la historia del Equipo de la Rosa, con 41 goles.

Wayne Rooney, que ya roza los 30 años de edad, anotó ante Noruega y ahora está a solo nueve goles de superar al máximo goleador de Inglaterra, sir Bobby Charlton. (EFE)
Wayne Rooney, que ya roza los 30 años de edad, anotó ante Noruega y ahora está a solo nueve goles de superar al máximo goleador de Inglaterra, sir Bobby Charlton. (EFE)
Compartir en Facebook Brilla Rooney en gris triunfo de Inglaterra: 1-0Compartir en Twiiter Brilla Rooney en gris triunfo de Inglaterra: 1-0

EFE
LONDRES, Inglaterra.-  Un penalti convertido por el inglés Wayne Rooney a veinte minutos del final permitió hoy a Inglaterra superar en un amistoso en Wembley a una selección noruega (1-0) más preocupada por defender el equilibrio inicial que por inquietar al portero Joe Hart.

El gol de Rooney, nombrado recientemente capitán tras el retiro del mediocampista Steven Gerrard, lo coloca entre los cuatro mejores romperredes en la historia de la Selección inglesa. 'El Niño Malcriado' llega a 41 goles en 96 partidos internacionales, supera a Michael Owen y queda únicamente debajo de sir Bobby Charlton (49 goles), campeón del mundo en 1966, Gary Lineker y Jimmy Greaves.
 
En su primer compromiso tras la debacle en Brasil, donde Inglaterra tan solo pudo salvar un punto en el grupo de Italia, Uruguay y Costa Rica, el técnico Roy Hodson seleccionó a un equipo aún más rejuvenecido que el que llevó al Mundial, que ya se presentaba como una selección renovada.

El defensa del Everton John Stones, de 20 años, debutó con el combinado absoluto y fue uno de los cinco titulares ingleses por debajo de los 22 años.

Rooney, de 28, se estrenó como capitán de Inglaterra en un Wembley que presentaba su peor entrada en un encuentro internacional desde su inauguración, en 2007, con 40.181 espectadores en las gradas.

Los ingleses se encontraron frente a ellos con un rival que tenía órdenes de permanecer cerca de su área y tratar de aprovechar sus oportunidades al contragolpe para sorprender al conjunto de Hodgson.

Centrados en defenderse, los de Per-Mathias Høgmo tan solo dispararon dos veces a puerta en el partido, si bien lograron evitar que Inglaterra llegara a chutar entre los tres palos durante el primer tiempo.

Con peligro, pero sin contundencia

Daniel Sturridge y Raheem Sterling fabricaron diversas jugadas de peligro en las cercanías del área noruega, pero no llegaron a materializarlas, mientras que Jack Wilshere reclamó poco antes de la media parte un penalti tras una entrada en el interior del área el defensa noruego Håvard Nordtveit que el árbitro no concedió.

El portugués no apreció contacto entre ambos jugadores en esa acción, pero sí señaló la pena máxima cuando, ya en la segunda parte, Sterling cayó derribado por el centrocampista Omar Elabdellaoui en la parte izquierda del área de Ørjan Nyland.

El portero noruego acertó la trayectoria del disparo que le envió Rooney desde los once metros, pero no pudo detener el balón que el delantero del Manchester United había golpeado con rabia hacia su palo izquierdo.

Welbeck, recién salido del banquillo, pudo ampliar la ventaja inglesa pocos minutos después, pero Nyland demostró sus reflejos al detener un potente disparo cruzado desde la parte derecha del área que habría significado el 2-0.

Noruega no se rindió tras el gol de Rooney. Se lanzó al ataque en diversas ocasiones en los minutos finales pero no halló fortuna en un lado del campo que apenas había visitado en el resto del duelo.

Para complicar aún más la situación, el centro del campo de los de Høgmo perdía balones continuamente ante unos ingleses motivados para luchar por cada balón y ofrecer al público de Wembley un resultado más amplio.

La acumulación defensiva de Noruega, sin embargo, se acabó imponiendo en los minutos finales y el 1-0 seguía en el marcador cuando el árbitro silbó el final del partido.

Ficha técnica:

Inglaterra: Hart, Stones (Chambers, m.81), Jones, Cahill (Jagielka, m.84), Baines, Oxlade-Chamberlain (Delph, m.69), Henderson, Wilshere (Milner, m.69), Sterling, Rooney (Welbeck, m.70), Sturridge (Lambert, m.89).

Noruega: Nyland, Elabdellaoui, Nordtveit, Forren, Linnes (Flo, m.36), Skjelbred (Elyounoussi, m.69), Johansen (Pedersen, m.87), Jenssen, Daehli (Konradsen, m.57), King (Nielsen, m.76), Tarik Elyounoussi (Kamara, m.78).

Goles: 1-0, m.68: Rooney.

Árbitro: Jorge Sousa (Portugal).
Incidencias: Encuentro amistoso disputado en el estadio de Wembley (Londres) ante 40.181 espectadores.

 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios