21 de Septiembre de 2018

Entretenimiento

'Triste canción' de Álex Lora suena en la Basílica de Guadalupe

El rockero y Chela, su 'eterna canción de amor, renovaron sus votos matrimoniales, tras 35 años de casados.

El rockero Álex Lora y Chela renovaron sus votos matrimoniales, tras 35 años de casados, en la Basílica de Guadalupe, Virgen de la que el cantante ha sido devoto desde que  inició su carrera musical. (Imagenes tomadas del sitio siete24.mx)
El rockero Álex Lora y Chela renovaron sus votos matrimoniales, tras 35 años de casados, en la Basílica de Guadalupe, Virgen de la que el cantante ha sido devoto desde que inició su carrera musical. (Imagenes tomadas del sitio siete24.mx)
Compartir en Facebook 'Triste canción' de Álex Lora suena en la Basílica de GuadalupeCompartir en Twiiter 'Triste canción' de Álex Lora suena en la Basílica de Guadalupe

Agencias
MÉXICO, DF.- La Virgen de Guadalupe ha sido cómplice de Álex Lora a lo largo de su carrera musical, y la Basílica de Guadalupe fue el lugar donde Chela fue bautizada, razones por las que la pareja eligió renovar ahí sus votos por 35 años de matrimonio.

“Estamos junto con La Morenita y el Señor. Hemos tenido, como todos, momentos difíciles y momentos que disfrutar, pero lo principal es que tenemos vida, salud, y podemos celebrarlo plenamente con toda la raza”, dijo Álex Lora al término de la ceremonia, donde también recordó a su madre que falleció hace casi tres años.

Unos 300 feligreses, que acuden habitualmente al templo, se convirtieron en testigos de la unión, pues la curiosidad los obligó a arremolinarse contra las vallas que cercaban la entrada principal.

En punto de las 18:00 horas, una limusina blanca se estacionó en el costado derecho de la iglesia y de ella descendió Celia, la hija de ambos, con un vestido coral similar al de las tres mujeres que la acompañaban.

Enseguida bajaron del auto Álex y Chela Lora; él vestía jeans negros, una especie de frac con grandes botones, diseñado por Mitzi, que le daba un toque rockero y hacía juego con sus botas y, para no perder la costumbre, bajo la chaqueta abotonada se distinguía una playera oscura con la imagen de La Guadalupana.

Para la ocasión especial Chela optó por un vestido blanco con detalles de encaje y su alborotada cabellera roja sostenida por una diadema plateada.

Tomados de la mano caminaron hasta la puerta principal posando para las fotos y saludando a los fans, después se soltaron y el primero en entrar fue Álex.

Dentro del templo ya los esperaban familiares y amigos, entre ellos Armando Manzanero e Itatí Cantoral. La marcha nupcial recibió a Chela, quien llegó al final del pasillo del brazo de su hija Celia y fue recibida por Alex con un beso para disponerse a escuchar la misa oficiada en su honor.

“Concédeles, Señor, vivir llenos de tu amor y tu paz por el resto de sus días”, dijo el sacerdote al inicio de la ceremonia que transcurrido entre evangelios y rezos para que el matrimonio viviera en plenitud por el resto de sus días.

En la recta final, ambos se pusieron de pie para la renovación de votos. “Bendito seas, Señor Dios nuestro, porque ha sido un regalo tuyo recibir a Chela por esposa”, dijo Álex tomando de las manos a su esposa, quien repitió el discurso cuando llegó su turno.

“Bendito seas porque nos has asistido amorosamente en las penas de nuestras vidas”, dijeron juntos, para después presenciar la bendición de los anillos, las arras y el lazo que los unió hace 35 años. Ambos besaron la mano del otro mientras de fondo sonaba “Triste canción de amor” a cargo de un violín.

Celia se unió a sus padres en la oración de “Padre nuestro” y después la pareja se acercó a la imagen de la Virgen, donde ofrendaron un ramo de flores y entonaron “Virgen morena” haciendo de los presentes, incluidos los sacerdotes, su coro.

La ceremonia culminó a las 19:40 horas, cuando el matrimonio salió de la iglesia entre pétalos de rosas que volaban sobre sus cabezas y, antes de partir hacia la fiesta programada en la Sociedad de Autores y Compositores de México, convivieron con los fans.

Los invitados

“No hay que desearles nada, ya todo lo hizo, más bien ojalá que vivan así otros 35 años”, dijo Armando Manzanero, quien se dice su amigo desde hace más de cuatro décadas, a su llegada a la Villa.

“Creo que la fórmula para mantener una relación tan larga está oculta en los Lora, quienes lo han logrado”, declaró Itatí Cantoral. 

(Puedes ver más imágenes en siete24.mx)

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios