13 de Diciembre de 2017

Entretenimiento

Esperamos que Dios nos ayude a salir de esto: Pedro Rivera

A pesar de esta separado de la madre de Jenni Rivera, el patriarca asegura que son una familia muy unidad.

Es duro, pero debemos mantenernos fuertes como familia, dijo el padre de la extinta cantante. (Agencia Reforma)
Es duro, pero debemos mantenernos fuertes como familia, dijo el padre de la extinta cantante. (Agencia Reforma)
Compartir en Facebook Esperamos que Dios nos ayude a salir de esto: Pedro RiveraCompartir en Twiiter Esperamos que Dios nos ayude a salir de esto: Pedro Rivera

Agencias
MIAMI, Fla.- La familia de Jenni Rivera se encuentra devastada por la muerte de la cantante y el patriarca pidió que Dios les dé fuerza ante la tragedia.

Don Pedro Rivera dijo en una entrevista a la cadena Univisión: "Esperamos en Dios que nos ayude a salir de esto Toda la familia estamos muy tristes por lo que sucedió con mi hija, lo tenemos que tomar como viene, ojalá y a mi esposa no le afecte mucho".

A pesar de que el señor Rivera se encuentra separado de la madre de Jenni dijo que "somos una familia muy unida. No tengo que explicar nada porque ya lo saben, hemos estado juntos. Todos vamos a estar bien, con el dolor, siempre pensando en mi hija y lo querida que fue por el público".

La forma en que se enteró la familia fue a través de Lupillo Rivera, quien envió a su hermano Pedro Rivera Jr., que acudiera al domicilio de su madre porque no encontraban la avioneta de Jenni.

Lupillo se mantuvo en contacto con las autoridades de Nuevo León y fue él quien comunicó a su familia la noticia de la inesperada caída de la avioneta en que falleció la cantante de música de banda de 43 años en el norteño estado de Nuevo León.

Pedro Rivera Jr., quien también es pastor, fue quien casó a Jenni con el pelotero Esteban Loaiza, hace más de dos años, dijo a Univisión que "es duro, pero debemos mantenernos fuertes como familia... la familia entera se encuentra devastada, especialmente los hijos más pequeños de Jenni".

De acuerdo con Notimex, agregó que "es difícil poder consolar a una criatura. Jennica de 15 años me dice que no lo acepta y el otro niño, llorando. Y lo único que uno tiene que demostrar es amor y abrazarlos y llorar con ellos".

La familia se encontraba reunida hoy en su casa de Lakeewood, California, y esta noche tenía planeada una vigilia, de acuerdo con un reporte de la misma cadena.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios