¿Sabes en qué gastan los diputados tus impuestos? En pasteles, despensas y hasta colchones

La Auditoría Superior reporta que gastan en rubros ajenos a sus actividades legislativas.

|
Los legisladores continúan con prácticas añejas de gastar los recursos oficiales que reciben en actividades ajenas a sus funciones. (Foto: Reforma).
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

Claudia Salazar                                  

Ciudad de México.- Los diputados de la actual Legislatura destinan los recursos de atención ciudadana -considerados para oficinas de gestión- al pago de despensas, cemento, colchones, almohadas, botanas, pintura, medicamentos y pasteles, entre otros rubros que no tienen nada que ver con la actividad legislativa, reportó la Auditoría Superior de la Federación.

Al entregar los resultados de la Cuenta Pública del 2018, el órgano de control señaló que en la Cámara de Diputados siguen las mismas prácticas de anteriores legislaturas sobre la poca claridad en el destino de los recursos entregados a los legisladores en apoyo a su labor.

En el caso de la partida Atención Ciudadana, por 28 mil 772 pesos al mes por diputado, se revisó una muestra de 272 facturas, por un importe de 962 mil 100 pesos, en las que se encontraron los gastos antes señalados.

"No se aprecia con claridad que se encuentren vinculados a los establecidos en los lineamientos que regulan este tipo de apoyo económico", advirtió la ASF.

También te puede interesar: Mario Delgado defiende ‘súper aguinaldo’ de los diputados

El informe señala que se encontró la cancelación de 9 facturas, por un importe de 58 mil 600 pesos por conceptos como servicios de cafetería, medicamentos, consultorías y papelería, entre otros.

"Cabe señalar, que en revisiones anteriores se observó que, durante el periodo de enero a agosto de 2018, los legisladores también presentaron facturas por conceptos que no corresponden a los establecidos en los lineamientos", cita sobre la anterior 63 Legislatura.

La Cámara señaló a la ASF que tales conceptos no están prohibidos, pero que se emitieron nuevos lineamientos para precisar el destino del gasto de atención ciudadana.

Sin embargo, la Auditoría Superior indicó que los nuevos parámetros tampoco corresponden al destino que deben tener los recursos públicos para atención ciudadana, porque se permiten gastos personales de los diputados.

"Se identificó que se incluyeron conceptos de gasto que no son propios del desarrollo del trabajo del legislador, tal es el caso, entre otros, de tratamientos y estudios médicos e intervenciones quirúrgicas de carácter individual; bienes semovientes siempre que permitan el desarrollo productivo del solicitante, así como servicios funerarios y gastos relacionados con éstos para la ciudadanía.

Recomendó que se revisen los conceptos autorizados en los "Lineamientos para regular la entrega, destino y comprobación de los apoyos económicos para Legisladores" emitidos el 30 de abril de 2019, relacionados con la partida "Asignaciones para el cumplimiento de la función legislativa".

Pidió que se emita un catálogo de los conceptos que no deberán considerarse dentro de la comprobación de dicha partida.

Cargando siguiente noticia