Fernández Noroña: Ya hasta en el sueño, sueño con cubrebocas

Un día después de haber salido positivo a coronavirus, Fernández Noroña, refirió que había pasado una noche "muy difícil".

|
Foto: Commons Wikimedia.
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp
Compartir noticia en twitter
Compartir noticia en facebook
Compartir noticia por whatsapp

Luego de que el pasado 26 de julio Gerardo Fernández Noroña informó que salió positivo al "Covid", el diputado del Partido del Trabajo señaló que ya hasta sueña con cubrebocas.

"Ya hasta en el sueño, sueño con cubrebocas, ¡qué horror!", escribió el legislador en redes sociales.

"Voy muy bien", agregó sobre su estado de salud.

Un día después de haber salido positivo a coronavirus, Fernández Noroña, quien aspira a la Presidencia de México en 2024, refirió que había pasado una noche "muy difícil" y era "una chinguita el bicho", pero que oxigenaba bien y no había tenido fiebre.

La noche del lunes muy difícil. Ayer, salvo un incidente, mucho mejor. Estoy oxigenando bien y no he tenido fiebre. Eso sí, es una chinguita el bicho", señaló.

Fernández Noroña rechaza el uso del cubrebocas

En noviembre del año pasado, la negativa del diputado petista a utilizar cubrebocas dentro de la sala de Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE), obligó a que el consejero presidente, Lorenzo Córdova, decretara un receso para el desalojo del lugar.

"Me quieren amordazado, hablaré sin mordaza. Si usted me quiere censurar, yo no puedo hablar amordazado", expuso en su momento.

Asimismo, en enero de este año, viajó a Caracas para asistir a la instalación de la Asamblea Nacional de Venezuela; sin embargo, se negó a ir debido al uso obligatorio de cubrebocas.

"Con la novedad que hay que acudir con cubrebocas a la instalación de la Asamblea Nacional en Venezuela. Así que viajé en vano, me quedaré todo el día en el hotel", expuso el legislador.

En una transmisión que el diputado hizo en redes sociales, contó que un policía lo mandó a comprar un cubrebocas, pero él se negó: "Llegaron (me dijeron) 'se lo obsequiamos'. No dije, yo no quiero usarlo. Respeten mi derecho a contagiarme cabrones. Respeten mi derecho a tener esa pinche enfermedad, yo quiero, no estén chingando. Quiero correr el riesgo, no quiero enfermarme, pero quiero seguir produciendo y si me enfermo es mi responsabilidad, yo lo decidí

 

Cargando siguiente noticia