18 de Octubre de 2018

México

Interrumpió el Nobel para que Ayotzinapa siga en las noticias

El hermano de Adán Cortés asegura que el joven estudiante de la UNAM no pertenece a ninguna asociación política.

Una amiga de Adán Cortés indicó que el joven había solicitado permiso para estudiar en Noruega, pero le fue negado. (AP)
Una amiga de Adán Cortés indicó que el joven había solicitado permiso para estudiar en Noruega, pero le fue negado. (AP)
Compartir en Facebook Interrumpió el Nobel para que Ayotzinapa siga en las noticiasCompartir en Twiiter Interrumpió el Nobel para que Ayotzinapa siga en las noticias

Agencias
MÉXICO, D.F.- El mexicano que interrumpió la ceremonia de entrega del premio Nobel de la Paz en Oslo el miércoles es un estudiante que lo hizo en protesta por la desaparición de 43 normalistas hace más de dos meses en Iguala, Guerrero, según un familiar.

Austin Cortés Salas identificó al manifestante como su hermano gemelo Adán Cortés Salas, de 21 años, que fue detenido por la policía noruega.

El joven solicitó asilo político en Oslo, según informaron autoridades noruegas; además, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) informó que la embajada de México ofreció asistencia consular al joven.

"La embajada dará seguimiento puntual a la evolución de la situación jurídica del connacional detenido en Oslo", aseguró la SRE.

"Él me llamo ayer y sabía que iba a manifestarse durante la ceremonia del Premio Nobel de la Paz para exigir paz para México y que las autoridades se hagan responsables de la desaparición y posible homicidio de los estudiantes de Ayotzinapa", dijo Cortés.

"Él sabía que si hacia esta acción estaría más a salvo en Noruega que en México"

Ni las autoridades mexicanas ni las noruegas identificaron oficialmente al joven por cuestiones de privacidad. La policía noruega dijo que lo está interrogando para conocer los motivos de su acción y posteriormente será trasladado a la policía migratoria, por lo cual podría ser expulsado del país.

El joven interrumpió de manera pacífica la ceremonia en la que se entregaba el premio Nobel de la Paz a la joven pakistaní Malala Yousafzai al acercarse a ella con una bandera mexicana.

Además de los familiares de los galardonados, se encontraban ahí los reyes de Noruega, Harald y Sonia, así como los príncipes Haakon y Meete-Marit y otros miembros de la realeza noruega y altos dignatarios nórdicos.

"Mi hermano me dijo que su intención era que esto (la desaparición de los 43 estudiantes) siga en las noticias", dijo Cortés.

"Que si la tirada (intención) del presidente Peña Nieto es que la gente se canse de la noticia y se olvide de lo sucedido con los estudiantes en México, no lo va a conseguir", agregó.

Según la prensa noruega, Cortés Salas ya había solicitado en el pasado permiso para estudiar en Noruega pero fue rechazado y ahora temía que fuera rechazado de nueva cuenta y fuera expulsado del país de manera inmediata.

"Lo que yo entiendo es que él había apelado la decisión. Si le respondían que no, debía de abandonar el país de manera inmediata”, afirmó una de sus amigas, Brianna Anderson, en declaraciones a medios locales.

El estudiante afirmaba que si regresaba a México, podía correr la misma suerte que los estudiantes de Ayotzinapa, según Anderson, por lo que pidió asilo político.

Protesta 'prudente e inteligente'

También recordó que su hermano, que aseguró no pertenece a ningún partido ni agrupación política, le señaló que quería protestar con "prudencia e inteligencia" y le pidió que hiciera hincapié en que "no es violento, ni radical".

"Él sabía que si hacia esta acción estaría más salvo en Noruega que en México. Tiene miedo de que lo deporten a México. Sabe que después de la acción, el 'narcogobierno' de México podría hacer uso de la violencia y la intimidación", agregó.

El 26 de septiembre la policía atacó y detuvo a un grupo de estudiantes normalistas en la ciudad de Iguala, por órdenes del alcalde José Luis Abarca, quien ha sido ligado a un grupo del narcotráfico.

En las últimas semanas ha habido crecientes manifestaciones tanto en México como en el extranjero en las que se responsabiliza al gobierno de la desaparición de los estudiantes.

El caso mostró los vínculos de políticos y policías con el narcotráfico.

Perfil

Adán Cortés, que estudia la carrera de relaciones internacionales en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), estaba realizando un viaje de vacaciones por varios países y ya durante su estancia en Costa Rica ya se había manifestado en púbico con una bandera mexicana reclamando justicia para los desaparecidos de la Escuela Normal de Ayotzinapa.

(Información de The Associated Press y Excélsior)

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios