18 de Diciembre de 2018

México

Policías comunitarios de Guerrero van por narcos

El secuestro del comisario de Rancho Nuevo genera tiroteos con integrantes del crimen organizado; muere un presunto hampón.

Compartir en Facebook Policías comunitarios de Guerrero van por narcosCompartir en Twiiter Policías comunitarios de Guerrero van por narcos

Agencias
GUERRERO.- Policías comunitarios de cuatro municipios de la Costa Chica en Guerrero realizan operativos para desarticular células del crimen organizado que operan en la zona.

El secuestro de Eusebio Alberto García, comisario de la comunidad de Rancho Nuevo, municipio de Tecoanapa, generó un enfrentamiento contra sicarios, matando a uno.

El domingo 6 de noviembre los habitantes de esa comunidad se comunicaron con la dirigencia de la Unión de Pueblos Organizados del Estado de Guerrero (UPOEG) para reportar el secuestro de su comisario.

El grupo de comuneros que operan en Ayutla se movilizó para iniciar un despliegue de búsqueda en la cabecera municipal y colocó dos retenes; uno en la entrada que llega de Tecoanapa y otro en la gasolinera que se ubica en la salida hacia San Marcos, según informa Milenio.

Martha Elva Garzón, titular de la Procuraduría General de Justicia de Guerrero, confirmó la muerte del taxista a manos de elementos de la policía comunitaria, ocurrida el pasado sábado sobre la carretera estatal Ayutla de los Libres-Cruz Grande.

Los taxistas del sitio Ayutla-Acapulco aseguran que por la noche en el puesto de control de la policía comunitaria fueron baleados dos personas más, entre ellas Moisés Carrazo Bacho y un adolecente del que se desconoce su nombre y que viajaban al puerto de Acapulco, pues dijeron que “no nos paramos porque pensamos que eran delincuentes”.

Los coordinadores del movimiento explicaron que la noche del domingo se suscitó un enfrentamiento con los tripulantes de un automóvil al que le marcaron el alto y al negarse, el chofer disparó contra el retén.

El resultado del tiroteo fue de un muerto y un detenido.

Explicaron que el muerto es un joven al que en una ocasión se le había detenido por extorsionar y secuestrar, por lo que al marcarle el alto la noche del domingo se resistió, accionó su arma y pereció en el enfrentamiento.

La movilización que inició en Ayutla se propagó a Tecoanapa, San Marcos y Cruz Grande, en donde los pobladores tienen ubicadas las casas de seguridad en que operan.

Los ganaderos del municipio denunciaron que el crimen organizado les reclamaba el pago de piso, después fueron sobre los comerciantes y campesinos.

La UPOEG es una organización integrada por promotores de la Policía Comunitaria que surgió en 1995 en la zona mixteca de San Luis Acatlán, pero fue superada por los grupos de comunitarios inconformes.

Los comuneros mantienen el control de sus carreteras en los municipios de Ayutla, San Marcos, Cruz Grande y Tecoanapa, aunque advierten que el movimiento va a crecer en toda la región porque la población ya no aguanta el asedio al que se le somete desde hace varios años.

El lunes se presentó a la cabecera de Ayutla personal de la fiscalía antisecuestros de la Procuraduría General de Justicia  y pidió que le entregaran a los detenidos, que son varios pero no especificaron la cantidad.

Se los negaron con el argumento de que los van a someter a un tratamiento de reeducación en las comunidades indígenas, ya que temen se les libere y regresen para buscar venganza.

Uno de los dirigentes, cubierto del rostro con un paliacate, dijo que el gobernador Ángel Aguirre está enterado de lo que pasa y que les ha dado su respaldo, aunque por la mañana el secretario general de gobierno, Humberto Salgado Gómez, dijo no tener información sobre lo que pasaba.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios