21 de Septiembre de 2018

Resalta Iglesia ejemplar solidaridad de mexicanos ante catástrofes

Señala que la construcción en zonas de alto riesgo pone en evidencia la corrupción en las autoridades federales.

La Iglesia señala que los recursos para la reconstrucción deben utilizarse con sensatez. (Archivo/Notimex)
La Iglesia señala que los recursos para la reconstrucción deben utilizarse con sensatez. (Archivo/Notimex)
Compartir en Facebook Resalta Iglesia ejemplar solidaridad de mexicanos ante catástrofesCompartir en Twiiter Resalta Iglesia ejemplar solidaridad de mexicanos ante catástrofes

Agencias
MÉXICO, D.F.- La Arquidiócesis Primada de México calificó de ejemplar la solidaridad de los mexicanos, quienes ante los daños causados por los fenómenos naturales Ingrid y Manuel, enviaron ayuda a los damnificados en las diferentes entidades.

No obstante, reconoció que "siempre será insuficiente y queda pendiente el camino fatigoso de la reconstrucción, responsabilidad que el gobierno no debe evadir".

En el editorial de su semanario Desde la Fe, la Iglesia católica deploró que las autoridades de los distintos niveles "sólo traten de eludir responsabilidades, culpándose unas a otras, en lugar de poner en marcha acciones efectivas".

Añadió que dichas labores deben estar "encaminadas a salvaguardar la vida y el patrimonio de las personas que habitan en lugares de alto riesgo, sea cerca de lagunas, a orillas de los ríos o en terrenos que no son aptos para la construcción".

Lo anterior, resalta el texto, puso de manifiesto la intolerable corrupción de algunas autoridades federales, estatales y municipales, y la voracidad de empresas constructoras que, sin la mínima ética y responsabilidad, anteponen sus negocios e intereses a la seguridad de las viviendas que autorizan y construyen, de acuerdo con Notimex.

La población, advirtió, no espera excusas de las autoridades, sino respuestas. Una de éstas puede ser que se sienten las bases para aprender de las dolorosas experiencias del pasado, como debió ocurrir al menos desde 1997, con el tristemente célebre huracán "Paulina".

En este marco, la Iglesia propuso una vigilancia permanente para la correcta aplicación de los recursos destinados a las áreas de protección civil de estados y municipios, fondos que se presupuestan año con año y que "muchas veces van a los bolsillos de funcionarios corruptos".

Observó que en vez de lo anterior, los recursos deberán utilizarse con sensatez para diseñar estrategias dirigidas a proteger la integridad física y la vida de las personas, valiéndose -además-, de la pericia profesional en materia de Protección Civil.

Refirió que esos fenómenos naturales no desaparecerán y que a futuro podrían aumentar, al igual que los riesgos que tiene el país debido a su ubicación geográfica y a los más de sus 11 mil kilómetros de litorales, "amén de que nuestro territorio está situado entre los dos océanos más grandes del mundo".

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios