21 de Septiembre de 2018

Yucatán

Por dinero pelearon a muerte

Aunque el taxista asesino de Temozón tenía más celos que nunca hacia su esposa, la causa del crimen fue un cobro.

Una mujer que nunca había trabajado y que quiso salir adelante terminó víctima de asesinato de su propio esposo, en Temozón. (SIPSE)
Una mujer que nunca había trabajado y que quiso salir adelante terminó víctima de asesinato de su propio esposo, en Temozón. (SIPSE)
Compartir en Facebook Por dinero pelearon a muerteCompartir en Twiiter Por dinero pelearon a muerte

SIPSE.com
MÉRIDA, Yuc.- No fue por infidelidad sino por dinero la causa por la que un taxista y su esposa, en Temozón, pelearon hasta la muerte.

Hay que agregar que el individuo celaba constantemente a su esposa, lo cual se agravó a raíz de que ella comenzó a trabajar en el DIF Municipal, donde era muy apreciada, según datos obtenido en ese municipio del oriente de Yucatán.

De acuerdo con vecinos de Temozón, la hoy fallecida, Nely Rafaela Koyoc Poot, de 34 años, era una mujer muy trabajadora que siempre se preocupaba por sacar adelante a sus cuatro hijos.

Todo lo contrario era el taxista Daniel Pool Sansores, quien constantemente se embriagaba y le exigía dinero a su esposa para continuar con sus parrandas

Ayer informamos que, cegado por los celos, Daniel Pool, de 43 años, asesinó a puñaladas a su esposa. El homicidio se registró el lunes por la noche en un domicilio ubicado en la calle 7 entre 8 y 10 de Temozón. 

Tras el crimen, el ruletero homicida fue detenido por vecinos. Algunas versiones señalan que también intervino en la captura uno de los hijos de la pareja.

De acuerdo con fuentes policiacas, un par de días antes de la tragedia el taxista fue llevado a la cárcel municipal, porque un vecino reportó que estaba golpeando a Nely y a sus hijos.

Ella tenía dinero de 'Prospera'

La noche del crimen Nely Rafaela había salido del Palacio Municipal de Tekantó luego de realizar sus labores, entre ellas el cobro del dinero para pagar "Prospera" en el municipio.

Daniel Pool estaba enterado que ella había hecho ese movimiento financiero, y al llegar a la casa le exigió a su esposa que le diera dinero, pero ella se negó. Esto motivó el pleito, el último en la vida de Nely Rafaela.

Desde hace dos años y medio ella era encargada del Departamento del programa “Comunidad diferente”, y además impartía platicas a grupos en las comunidades.

“La señora era muy tranquila, pero tenía problemas desde hace tiempo con su marido. Siempre por celos. Ese señor desde hace años es muy celoso, pero ahora se enceló mucho más porque doña Nely comenzó a trabajar, lo cual antes no había hecho”, comentó un vecino que pidió el anonimato.

En el Palacio Municipal de Temozón se colocó un moño negro en señal de luto.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios