Mortífero ciclón deja 600 muertos y mil 300 casos de cólera

El ciclón Idai azotó el 14 de marzo la ciudad de Beira con vientos de hasta 170 kilómetros por hora.
|
Muchos de los alimentos y medicinas no han podido ser entregados a los afectados ya que el nivel del agua no ha descendido. (Foto: Twitter/@Kizilay)
Muchos de los alimentos y medicinas no han podido ser entregados a los afectados ya que el nivel del agua no ha descendido. (Foto: Twitter/@Kizilay)

Agencias

Maputo.- La cifra de muertos por el paso del ciclón Idai en Mozambique aumentó este martes a 598, mientras al menos mil 641 personas resultaron heridas y más de 967 mil quedaron afectadas por las inundaciones.

El ciclón también ha causado un brote de cólera en el país. De acuerdo con cifras preliminares se registran 1.300 infectados, informaron este martes las autoridades locales. La mayoría de los casos se registraron en la ciudad de Beira, la segunda más poblada del país.

Las autoridades mozambiqueñas y los equipos de rescate recuperaron 80 nuevos cadáveres en el centro de Mozambique, la zona más devastada por el ciclón, lo que eleva el número de fallecidos a 598, informó este martes el Instituto Nacional de Gestión de Calamidades (INGC).

Además de brindar asistencia a los más de 967 mil afectados por el ciclón en las provincias mozambiqueñas de Sofala, Manica, Zambézia y Tete, las autoridades se esfuerzan por detener el brote de cólera, hasta ahora mil 304 casos, de los cuales 949 personas han sido dadas de alta y dos han fallecido.

La mayoría de los casos (959) se han registrado en la ciudad porturaria de Beira, la más afectada por el ciclón, por lo que esta semana comenzará una campaña de inmunización tras la llegada de unas 900 mil dosis de vacunas, informó a la prensa el director nacional de Asistencia Médica de Mozambique, Ussene Isse.

Un grupo de médicos procedentes de China trabajan para evitar la propagación del cólera, una enfermedad bacteriana que surge en las aguas estancadas y no potables.

Pese al constante envío de ayuda humanitaria internacional, muchos de los alimentos y medicinas no han podido ser entregados a quienes los necesitan ya que el nivel del agua no ha descendido tras dos semanas de la llegada del ciclón, lo cual dificulta la entrada de los insumos por vía terrestre.

El ciclón Idai azotó el pasado 14 de marzo la ciudad mozambiqueña de Beira con vientos de hasta 170 kilómetros por hora, luego se trasladó tierra adentro a Zimbabwe y Malawi dejando más de dos millones de afectados.