18 de Octubre de 2018

Mundo

Reciben a Dilma y Lula con 'cacerolazo' en una boda

La presidenta de Brasil y su antecesor eran los padrinos, pero unos 50 manifestantes los sorprendieron con ollas y carteles.

Rousseff, Lula y otros políticos participaron en la boda del cardiólogo Roberto Kalil Filho, quien estuvo al frente del equipo médico cuando la presidenta y el ex mandatario fueron tratados de cáncer. (Foto: Twitter @RevistaEpoca)
Rousseff, Lula y otros políticos participaron en la boda del cardiólogo Roberto Kalil Filho, quien estuvo al frente del equipo médico cuando la presidenta y el ex mandatario fueron tratados de cáncer. (Foto: Twitter @RevistaEpoca)
Compartir en Facebook Reciben a Dilma y Lula con 'cacerolazo' en una bodaCompartir en Twiiter Reciben a Dilma y Lula con 'cacerolazo' en una boda

Agencias
SAO PAULO, Brasil.- La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, y su antecesor y mentor político, Luiz Inácio Lula da Silva, fueron recibidos con el "cacerolazo" de unos cincuenta manifestantes durante una boda celebrada en Sao Paulo y en la que ambos eran padrinos de los novios, informó el sitio web de Elcomercio.pe, que cita como fuente a EFE.

Rousseff, Lula y otras figuras políticas participaron la noche del sábado en la boda del cardiólogo Roberto Kalil Filho, el mismo que estuvo al frente del equipo médico cuando la presidenta y el exmandatario fueron tratados de cáncer en el Hospital Sirio Libanés de la capital paulista.

En las afueras del salón de eventos del restaurante Leopolldo, en el que se celebró la fiesta de la boda, ubicado en el acomodado barrio de Itaim Bibí, unas cincuenta personas se agruparon con cacerolas y carteles para esperar la llegada de Rousseff y Lula,según relató el diario Folha de Sao Paulo.

La manifestación fue organizada por movimientos que piden la destitución de Rousseff, como Acorda Brasil (Despierta Brasil), Movimento Brasil Livre, Avança Brasil y Brasil Melhor además de algunos vecinos del lugar se sumaron al "cacerolazo" desde las ventanas y balcones de sus apartamentos.

Además de la petición de salida de Rousseff y del descontento por el gigantesco escándalo de corrupción en la petrolera estatal Petrobras, varios de los manifestantes protestaron también con carteles en contra de las relaciones del Gobierno brasileño con el presidente venezolano, Nicolás Maduro.

El senador y excandidato opositor José Serra tampoco se salvó del "cacerolazo" y a su llegada se le reclamó por no defender en la cámara alta el pedido de destitución de Rousseff, reelegida en octubre pasado en una disputada segunda vuelta contra el candidato socialdemócrata Aécio Neves para un segundo mandato hasta el 2018.

En la fiesta estuvieron, entre otros, los ministros de Casa Civil (Presidencia), Aloizio Mercadante, y de Justicia, José Eduardo Cardozo, y el alcalde de Sao Paulo, Fernando Haddad, los tres del gobernante Partido de los Trabajadores (PT).

Además participaron el presidente del Senado, Renan Calheiros, del aliado Partido del Movimiento Democrático Brasiñeño (PMDB), y el gobernador del estado de Sao Paulo, Geraldo Alckmin, del opositor Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), la misma formación política de los senadores y excandidatos Serra y Neves.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios