11 de Diciembre de 2017

Mundo

Resurgirá Detroit como el ave Fénix

El plan requerirá de disciplina fiscal para que la ciudad se recupere de la ruina luego de años de corrupción.

Foto aérea del 17 de julio del 2013 de la ciudad de Detroit. El viernes, 7 de noviembre del 2014, el juez Steven Rhodes dio luz verde a un plan del ayuntamiento para salir de la bancarrota. (Foto AP/Paul Sancya)
Foto aérea del 17 de julio del 2013 de la ciudad de Detroit. El viernes, 7 de noviembre del 2014, el juez Steven Rhodes dio luz verde a un plan del ayuntamiento para salir de la bancarrota. (Foto AP/Paul Sancya)
Compartir en Facebook Resurgirá Detroit como el <i>ave Fénix</i>Compartir en Twiiter Resurgirá Detroit como el <i>ave Fénix</i>

Agencias
DETROIT, Michigan.- Un juez federal despejó el viernes el camino para que Detroit salga de la bancarrota, aprobando un plan que requerirá disciplina fiscal luego de años de corrupción, mala administración y un éxodo de residentes que llevó a esta otrora meca industrial a la ruina, informa The Associated Press.

"Lo que sucedió en Detroit no debe suceder jamás", dijo el juez Steven Rhodes al llevar el caso a un cierre notablemente rápido 16 meses después que Detroit - cuna de la industria automovilística - se convirtiese en la mayor ciudad estadounidense en declararse en bancarrota.

El plan prevé un recorte de 4.5% en las pensiones de jubilación, eliminar 7,000 millones de dólares en deudas y gastar 1,700 millones de dólares para demoler miles de edificios en ruinas, hacer más segura la ciudad y mejorar los servicios públicos.

El aprobar el plan, Rhodes hizo un ferviente ruego a los residentes que expresaron dolor y furia por los problemas de la ciudad.

"Superen su ira y súmense al trabajo necesario para arreglar esta ciudad", dijo. "Ayuden a los líderes municipales a hacerlo. Es la ciudad de ustedes".

La situación de la ciudad "es inhumana e intolerante", dijo el juez Steven Rhodes al exhortar a la población a ayudar a sus líderes  

Detroit fue arruinada por una combinación de factores, incluyendo desgobierno en el Ayuntamiento, una declinación de la industria automovilística y un éxodo a los suburbios que hizo caer la población a 688 mil, de 1.2 millones en 1980. El éxodo ha tornado barrios en paisajes desolados y derruidos.

Con más kilómetros cuadrados que Manhattan, Boston y San Francisco combinadas, Detroit no tenía suficientes ingresos por impuestos para cubrir pensiones, seguro de salud de los jubilados y enormes deudas vencidas para mantener a flote el presupuesto.

"La incapacidad de Detroit para proveer servicios municipales adecuados es profunda y lo ha sido por años. Es inhumano e intolerable, y debe ser corregido", dijo el juez.

Rhodes elogió las decisiones que resolvieron los asuntos más contenciosos de la bancarrota, incluyendo un acuerdo para prevenir la venta de obras maestras del Instituto de Arte de Detroit y un consenso que previno que los recortes de pensiones fuesen aún peores para miles de jubilados.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios