19 de Abril de 2018

Mundo

Confundieron al asesino de Colorado con policía

Los guardias que detuvieron a James Holmes declararon que pensaron que era un agente del orden, pues traía puesto un chaleco antibalas.

Sobre James Holmes pesan más de 160 acusaciones, incluyendo asesinato e intento de asesinato. (Agencias)
Sobre James Holmes pesan más de 160 acusaciones, incluyendo asesinato e intento de asesinato. (Agencias)
Compartir en Facebook Confundieron al asesino de Colorado con policíaCompartir en Twiiter Confundieron al asesino de Colorado con policía

Agencias
CENTENNIAL, Colorado.- Los policías que arrestaron al presunto autor de una matanza en un cine de Colorado el año pasado dijeron el lunes al comenzar una audiencia preliminar que al principio pensaron que James Holmes era un agente del orden, pues traía puesto un chaleco antibalas, y lo describieron como inusualmente calmado pero inquieto a veces, según publica The Associated Press.

El lunes comenzaron a salir los primeros detalles sobre el hombre sospechoso de matar a 12 personas y herir a 58, una de las peores matanzas en Estados Unidos el año pasado.

Los investigadores dicen que además del chaleco antibalas, el hombre también traía puesta una máscara antigás, antes de lanzar dos latas de gas y abrir fuego indiscriminadamente en la sala de cine el 20 de julio de 2012.

Tras ser detenido, Holmes dijo que en su departamento había trampas explosivas

En la audiencia, a la que asistieron familiares de las víctimas, se determinará si el caso debe llevarse a juicio. Sobre Holmes pesan más de 160 acusaciones, incluyendo asesinato e intento de asesinato.

Las autoridades han dicho que Holmes entró al cine con boleto y creen que dejó una puerta trasera abierta de antemano, salió a su vehículo y regresó con las armas. La Policía lo arrestó afuera del cine poco después del ataque.

Holmes no se resistió al arresto detrás de la sala de cine y dijo voluntariamente que en su departamento había trampas explosivas, dijeron los policías en una audiencia en la que los fiscales comenzaron a trazar su caso contra el ex estudiante graduado en neurociencias.

Tan pronto como el policía Jason Oviatt vio a Holmes afuera del cine y se dio cuenta de que no era un agente del orden, le apuntó con su arma, lo esposó y registró. Oviatt agregó que encontró dos cuchillos y un arma semiautomática en el vehículo del sospechoso. El policía dijo que una ronda de municiones cayó del bolsillo de Holmes y que halló otra arma en el piso.

Parece que Holmes no tenía "reacciones emocionales normales" a las cosas, agregó Oviatt. "Parecía muy desapegado de todo".

Hasta ahora, muchos detalles del caso han sido secretos. Tres días después del tiroteo, el juez de distrito William Sylvester prohibió a los abogados e investigadores hablar del caso en público y muchos documentos judiciales están archivados y sellados.

La Policía dijo que Holmes, de 25 años, acumuló armas, municiones y explosivos. Estaba estudiando el primer año de doctorado en neurociencia en la Universidad de Colorado, pero no pasó un examen final y se retiró, dijeron las autoridades.

La matanza ocurrió seis semanas después.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios