24 de Septiembre de 2018

Mundo

San Juan Diego ya tiene templo en Argentina

Una misa multitudinaria precedió la apertura de la primera iglesia que se construye en el extranjero en honor al santo indígena mexicano.

Aspecto de la misa celebrada por el cardenal Norberto Rivera Carrera para consagrar el templo a San Juan Diego, el viernes 1 de mayo de 2015, en Buenos Aires, Argentina. (Notimex)
Aspecto de la misa celebrada por el cardenal Norberto Rivera Carrera para consagrar el templo a San Juan Diego, el viernes 1 de mayo de 2015, en Buenos Aires, Argentina. (Notimex)
Compartir en Facebook San Juan Diego ya tiene templo en ArgentinaCompartir en Twiiter San Juan Diego ya tiene templo en Argentina

Cecilia González/Notimex
BUENOS AIRES, Argentina.- El Arzobispo primado de México, Norberto Rivera Carrera, consagró hoy el templo de San Juan Diego con una misa multitudinaria que precedió a una fiesta popular en la que los fieles celebraron la apertura de la primera iglesia que se construye en el extranjero en honor al santo indígena mexicano.

La adoración por San Juan Diego y la Virgen de Guadalupe viajó así ocho mil kilómetros desde el Tepeyac hasta la capital argentina, en una emotiva ceremonia que estuvo plagada de cantos, abrazos, aplausos y lágrimas.

Los habitantes de Villa Lugano, un barrio pobre del sur de Buenos Aires en donde se erigió la parroquia, comenzaron a celebrar desde la noche del jueves, con una concurrida serenata a la Virgen.

Esta mañana, las actividades iniciaron con el recibimiento de peregrinaciones de las iglesias cercanas, que fueron llegando al nuevo templo, cuya construcción promovió el Papa Francisco cuando todavía era el cardenal argentino Jorge Bergoglio.

Luego vino un desfile de banderas para honrar el nombramiento de la Virgen de Guadalupe como “la emperatriz de América”, por lo que hubo llamados a la unión de todos los pueblos de la región.

Cuando ingresaron los curas en una procesión que cerraron Rivera Carrera y su anfitrión, el arzobispo de Buenos Aires, Mario Poli, la iglesia ya estaba colmada de fieles que se acomodaban en donde podían, porque el espacio fue insuficiente.

A sabiendas de que esta era una ceremonia histórica para el barrio y la ciudad, los organizadores colocaron una pantalla gigante y altavoces afuera del templo, lo que permitió que miles de personas participaran de la misa.

La homilía

“Vengo de muy lejos, de ahí en donde Juan Diego le dijo a la Virgen que buscara a otro mensajero más digno, porque él era un simple cargador”, explicó Rivera durante la homilía.

“Vengo de muy lejos, de donde la Virgen de Guadalupe, un 12 de diciembre, vio como Juan Diego corría angustiado por la salud de su tío, y vio cómo evitaba encontrarse con ella”, agregó el cardenal al narrar la historia del encuentro que culminó con el milagro de las flores en el ayate.

Después de un discurso en el que recordó que al Papa le hubiera gustado presenciar esta ceremonia, Rivera Carrera se arremangó para ungir con sus propias manos el altar del templo y consagrar así el lugar en el que, a partir de este viernes, se ofrecerá la eucaristía.

Los fieles estallaron en una ovación cuando la figura de un San Juan Diego cubierto por un manto con la imagen de la Virgen fue llevada hacia el altar, en donde reposará custodiado por un Jesucristo crucificado.

Con la quema de incienso, el encendido de velas, la entrega de regalos de Rivera Carrera al cardenal Poli y al padre Federico Trapaglia, párroco del nuevo templo, la comunión y abrazos entre todos, se dio por finalizada la ceremonia de consagración.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios