¿Por qué sigue la vida su curso “normal” en Suecia?

Con esta estrategia, busca reducir el enorme costo económico de la pandemia.

|
La gente sale menos que antes de la llegada del coronavirus, pero la mayoría sigue con su rutina habitual. (Foto: AP).
La gente sale menos que antes de la llegada del coronavirus, pero la mayoría sigue con su rutina habitual. (Foto: AP).

Estocolmo.- En tanto que en ciudades como París, Londres o Madrid los restaurantes sólo atienden pedidos a domicilio, los locales de comida en Estocolmo, la capital de Suecia, continúan abiertos y trabajando como de costumbre.

Y es que la crisis sanitaria mundial ha dejado vacías las calles de las ciudades más importantes de Europa, América, Asia y Oceanía, pero en este país nórdico, la situación parece no estar afectando la actividad cotidiana.

Pero además de los restaurantes, siguen abiertas las escuelas primarias y secundaria, los gimnasios, los almacenes comerciales y hasta varias de los famosos resorts de esquí.

El país escandinavo solamente restringe las reuniones y eventos de más de 50 personas. Igualmente decidió cerrar por unos días las instituciones de educación superior y sugiere a los trabajadores que trabajen desde casa, si pueden.

También te puede interesar: 'Quédate en casa': México ya tiene 848 casos de coronavirus Covid-19

Y no significa que en Suecia no exista el coronavirus, por lo contrario, las cifras siguen avanzando, pero el gobierno decidió establecer una estrategia totalmente diferente a la del resto de países del orbe afectados por el Covid-19 y, las cifras de infectados por coronavirus siguen avanzando.

Según el recuento de la Universidad Johns Hopkins, Suecia había confirmado la infección de al menos 3 mil personas y más de 100 fallecimientos.

"La estrategia del gobierno sueco es inhibir la propagación del virus, proteger a los grupos vulnerables y no sobrecargar el sistema de salud, pero al mismo tiempo el gobierno quiere reducir las consecuencias económicas y (proteger) a nuestras industrias con diferentes paquetes de estímulo del Ministerio de Finanzas", le dice a BBC Mundo Maja Fjaestad, viceministra de Salud de Suecia.

Pese a que en países como España e Italia no son pocos los que lamentan no haber actuado antes con más severidad, Fjaestad explica que el país europeo apuesta por implementar "las acciones adecuadas en el momento adecuado" y que sus políticas para enfrentar la epidemia están basadas en la ciencia.