13 de Diciembre de 2017

Mundo

El gesto del Papa para su mayordomo

VATICANO.- Benedicto XVI respondió a la carta de disculpas enviando a Paolo Gabriele un libro de los salmos con su firma.

Paolo Gabriele fue sentenciado a un año y medio de cárcel. (vaticaninsider.lastampa.it)
Paolo Gabriele fue sentenciado a un año y medio de cárcel. (vaticaninsider.lastampa.it)
Compartir en Facebook El gesto del Papa para su mayordomoCompartir en Twiiter El gesto del Papa para su mayordomo

Agencias
CIUDAD DEL VATICANO.- Benedicto XVI habría perdonado a su mayordomo Paolo Gabriele, condenado con sentencia definitiva por el robo de documentos reservados de los aposentos; papales que terminaron en las páginas del libro del periodista italiano Gianluigi Nuzzi, reveló este jueves Antonio Socci, periodista y escritor, en el periódico "Libero", según informa el sitio web  vaticaninsider.lastampa.it, .

Después de haber recordado la carta de disculpas que el ex ayudante de cámara envió a Ratzinger mediante los tres cardenales que se están ocupando de la investigación sobre los "vatileaks", Socci escribe: "Cuando el secretario de la comisión cardenalicia, el padre Martiniani, entregó al Papa la carta autógrafa de Gabriele, en la que se decía consciente de haberle ofendido y de haber defraudado su confianza, por lo que le pedía perdón, Benedicto XVI respondió enviando a Gabriele un libro de los salmos (que aparecía citado en la carta). El libro, que lleva la firma autógrafa del Papa con su bendición apostólica dirigida personalmente a Gabriele y el sello de la secretaría particular del Pontífice, fue llevado directamente desde Castel Gandolfo, en donde se encontraba el Papa durante esos días, a las manos de Gabriele (el Pontífice se preocupó además por la situación de la familia)".

"Todo esto, continúa el autor del artículo, era la premisa para la gracia que se esperaba después del veredicto". Socci dijo que  el gesto de enviar el libro autografiado debe ser interpretado como una señal concreta del perdón papal.

Mientras el retraso de la concesión de la gracia, que muchos se esperaban después de la sentencia definitiva, se debería, según el periodista de "Libero", más a una voluntad de la Secretaría de Estado que del mismo Pontífice, puesto que Gabriele no pidió perdón a las demás personas afectadas por la divulgación de los documentos, en particular el primer colaborador de Ratzinger, el cardenal Tarcisio Bertone.

Socci subraya la dureza del comunicado que difundió la Secretaría de Estado el pasado 25 de octubre, día en el que Paolo Gabriele volvió a las celdas de la Gendarmería vaticana después de que la sentencia de condena a un año y medio de cárcel fuera pronunciada. Y espera que al final prevalezcan "la bondad y  la sabiduría del Santo Padre". "Sería, concluye, un ejemplo para el mundo. El Padre Pío siempre decía: "Dios quiere que nuestra miseria sea el trono de Su misericordia".

De cualquier manera, es difícil imaginar que el comunicado del 25 de octubre no haya recibido la aprobación de Benedicto XVI, así como suponer que la ausencia (hasta ahora) del anuncio de la gracia no dependa de la voluntad del Papa en primer lugar, dado que compete solo al Pontífice y a su soberana decisión la eventual concesión del perdón.

mn/dua

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios