23 de Septiembre de 2018

Mundo

La secreto de la longevidad está en el nombre

Una investigación demuestra que aquellas personas afroamericanas con nombres tradicionales viven de media un año más que quienes tienen nombres modernos.

nombres modernos, como Jamal, Lakisha, Tremayne o Tanisha pueden originar discriminación laboral o estudiantil. (bestwallsite.com)
nombres modernos, como Jamal, Lakisha, Tremayne o Tanisha pueden originar discriminación laboral o estudiantil. (bestwallsite.com)
Compartir en Facebook La secreto de la longevidad está en el nombreCompartir en Twiiter La secreto de la longevidad está en el nombre

Agencias
MICHIGAN, EU.- Elijah, Abraham y Moses son solo algunos de los nombres que parecen alargar la vida. Así lo señala una investigación que analizó tres millones de certificados de defunción de personas afroamericanas, quienes murieron entre 1802 y 1970 en los estados de Alabama, Illinois, Missouri y Carolina del Norte, en EU.

Una de las autoras del estudio es la economista Lisa Cook, de la Universidad Estatal de Michigan, quien explicó que las personas que tienen "nombres tradicionales" viven, en promedio, un año más que quienes poseen nombres modernos, publicó el portal Science Daily

"Los nombres afroamericanos modernos pueden ser una carga, mientras que los nombres históricos dan una gran ventaja a las personas", señaló.

Varios de los nombres que alargan la vida son bíblicos y, de acuerdo con el estudio, hay un factor de poder vinculado con esta realidad, según publica el sitio web actualidad.rt.com.

En ese sentido, Cook señaló que aquellas personas con nombres del Antiguo Testamento pueden gozar de mejores estándares académicos y en otras actividades. Incluso, tienen lazos sociales más fuertes, lo que puede ayudarlos a atravesar las situaciones negativas.

"Creo que los maestros probablemente tienen mayores expectativas puestas en los estudiantes con estos nombres distintivos y les otorgan un estatus que no tendrían de otra manera", explicó.

Por el contrario, nombres modernos, como Jamal, Lakisha, Tremayne o Tanisha pueden originar discriminación laboral o estudiantil. 

"Cuando la gente ve un nombre extranjero o extraño en su profesión, implícitamente se cierra", manifestó Cook, quien concluyó que "los estudios demostraron que en EU" prima la "discriminación racial" y en el Reino Unido, la "discriminación de clase".

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios