15 de Diciembre de 2017

Mundo

Exhiben en EU gema de aguamarina tallada más grande del mundo

El Dom Pedro, bautizado así en honor a dos reyes de Brasil, pesa poco menos de treinta kilos y su valor hasta el momento no ha sido calculado.

La gema mide poco más de 30 centímetros. (EFE)
La gema mide poco más de 30 centímetros. (EFE)
Compartir en Facebook Exhiben en EU gema de aguamarina tallada más grande del mundoCompartir en Twiiter Exhiben en EU gema de aguamarina tallada más grande del mundo

EFE
WASHINGTON, D.C.- El Museo Nacional de Historia Natural de Washington descubrió este viernes el Dom Pedro brasileño, la piedra preciosa tallada de aguamarina más grande del mundo, que formará parte de su exhibición permanente tras ser donada por particulares.
   
La gema, tallada y pulida en forma de obelisco, fue donada al museo por el matrimonio compuesto por los vecinos de Florida Jane M. Mitchell y Jeffrey S. Bland, pesa poco más de dos kilos y mide treinta y seis centímetros de altura.
   
"Tras pasar por varias manos y museos en Europa, recayó en propiedad del matrimonio Mitchell-Bland, con quienes contacté y acordamos su donación al museo para que todo el mundo pueda contemplar esta maravilla tan especial", indicó en una entrevista con Efe el curador de la exhibición, Jeffrey Post.
   
El Dom Pedro fue bautizado en portugués en honor a los dos primeros reyes de Brasil, Pedro I y Pedro II, país donde, a finales de la década de los ochenta, fue encontrado un cristal extraordinario de aguamarina, la variedad azulada del berilo, del que posteriormente se talló la gema.
   
Aunque, según Post, el cristal original pesaba unos cuarenta y cinco kilos, cuando éste se extrajo de la mina, se rompió en tres partes y, de la mayor de ellas, de poco menos de treinta kilos, se talló el Dom Pedro.

Valor desconocido

"Desconocemos su valor de mercado, fundamentalmente porque se trata de una pieza única y, por tanto, es incomparable. La única manera de obtener un precio aproximado sería poniéndola en subasta", indicó el curador.
   
El Dom Pedro, pulido hasta la perfección, presenta un color azulado turquesa, propio del aguamarina, y un eje central del que emanan gruesas agujas hacia los lados lo recorre por su interior de arriba a abajo.
   
"El aguamarina es una variedad de berilo, un mineral que, si se desarrollara en un laboratorio, sería incoloro", explicó Post. "Sin embargo, como los cristales se generan en lugares 'sucios', siempre hay ciertas impurezas alrededor, como en este caso, en el que el berilo incorporó pequeñas cantidades de hierro", prosiguió.
   
Es precisamente el hierro el que, en interacción con la luz, da al berilo el precioso tono turquesa que caracteriza al aguamarina, del mismo modo que, de haberse desarrollado con impurezas de cromo y vanadio, este mismo berilo hubiera devenido una esmeralda, con su inconfundible color verdoso.
   
"Son las impurezas las que hacen tan especiales estas gemas", explicó el curador de la exhibición.
  
La mayoría de cristales de aguamarina provienen de depósitos geológicos de roca pegmatita, muchos de los cuales se encuentran en Brasil, lo que convierte al gigante suramericano en la principal fuente mundial de aguamarina, seguido por Pakistán, India y Madagascar.
   
Cada año, casi siete millones y medio de visitantes pasan por el Museo de Historia Natural, perteneciente a la Institución Smithsonian y que, como todos los centros de esta organización, es de acceso gratuito para todos los visitantes.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios