26 de Septiembre de 2018

Mundo

Soldado que mató a Bin Laden, sin seguro, pensión... y familia

En una entrevista "El tirador", como se le conoce al militar, reveló detalles sobre la misión en la que murió el líder de Al Qaeda.

Marines estadounidenses abordan un avión Super Hercules KC-130J en una base aérea. (EFE)
Marines estadounidenses abordan un avión Super Hercules KC-130J en una base aérea. (EFE)
Compartir en Facebook Soldado que mató a Bin Laden, sin seguro, pensión... y familiaCompartir en Twiiter Soldado que mató a Bin Laden, sin seguro, pensión... y familia

EFE/Notimex
WASHINGTON, DC.- El soldado estadounidense de los Navy Seal, unidad de elite de la Marina, que mató a Osama Bin Laden en la operación militar de Pakistán de mayo de 2011 se encuentra sin seguro médico ni pensión tras salir de las Fuerzas Armadas, según afirmó él mismo en una entrevista con la revista Esquire.

"El seguro de salud para mí y mi familia concluyó la noche del viernes (en septiembre de 2012). Pregunté si habría algún tipo de transición entre el Tricare (el seguro médico que cubre a los soldados) y el Blue Cross Blue Shield (seguro de carácter civil)", señaló el soldado, de quien se desconoce su nombre, y a quien se identifica como "El tirador".

"Me dijeron que no. Estás fuera del servicio, tu cobertura se ha acabado. Gracias por tus dieciséis años de servicio", agregó el exmilitar, quien ahora debe pagar 500 dólares mensuales por la cobertura médica.

Según las leyes militares, a un antiguo soldado solo se ofrece cobertura sanitaria transitoria si acepta mantenerse como miembro activo de la reserva.

En la entrevista, la primera que concede desde la operación que acabó con el líder de Al Qaeda en su escondite de Abbottabad, también reveló algunos detalles de la misión.

"Le disparé dos veces en la frente. La segunda cuando se estaba cayendo. Se encogió en frente de su cama y le volví a disparar, en el mismo sitio", rememoró al explicar los 15 segundos que tardó en acabar con Bin Laden.

El líder de Al Qaeda tenía abrazada a su esposa como protección y al alcance de su mano un arma, pero no podía ver ya que estaba todo oscuro.

El soldado, sin embargo, contaba con gafas con visión infrarroja por lo que podía observar lo que estaba ocurriendo.

"Tiene un arma cerca, es una amenaza. Tengo que dispararle en la cabeza para que no tenga la oportunidad de pegarse un tiro", agregó el soldado, quien relató cómo uno de los hijos de Bin Laden rompió a llorar al ver muerto a su padre.

Además, en la entrevista, el exmilitar hizo un recuento de los difíciles momentos de regreso a Estados Unidos, y cómo, debido a la presión, su matrimonio se desmoronó.

Repartidor de cervezas

El soldado recibió una oferta de su comandante como repartidor de cervezas cuando decidió retirarse de la Marina, reveló hoy el Centro de Reporteo Investigativo y la revista Esquire.

El marino decidió dejar su servicio militar después de 16 años de servicio y de participar en cientos de misiones secretas, pero no se le ofreció ni pensión, seguro médico o algún tipo de sustento para él y su familia.
 
"Todavía tengo las mismas deudas que en la Marina. Sólo quiero poder pagarlas, cuidar a mis hijos y trabajar desde aquí", dijo en entrevista con el director del Centro, Phil Bronstein.
 
Los miembros del equipo "Navy Seal 6" que participaron en el operativo contra Osama bin Laden en Paquistán, fueron recibidos como héroes por el presidente Barack Obama, quien se reunió con ellos en privado en una base militar de Kentucky el año pasado.
 
Obama no preguntó, ni se le informó, sobre la identidad de la persona que disparó el gatillo contra el responsable de los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001. Pero Bronstein dijo haber confirmado con otros miembros del equipo que su entrevistado era "El Tirador".
 
En un extenso recuento de su vida y de su trabajo en operaciones especiales de la Marina estadunidense, el ahora ex marino estadunidense dijo haber inquirido a sus superiores qué tipo de protección recibiría en caso que se hiciera público su nombre.
 
Sus superiores respondieron que podría entrar a una especie de programa de protección de testigos "tan pronto creara uno el Departamento de Defensa".
 
Cuando regresó a Estados Unidos fue uno de los marinos reprendidos por festejar en un bar.
 
"Veinticuatro horas después vino la oferta del programa de protección de testigos, manejando un camión de cervezas en Milwaukee", escribió Bronstein, ex editor del diario San Francisco Chronicle.
 
Aunque alguno de sus compañeros decidieron incorporarse como paramilitares (contratistas privados) en empresas de seguridad como Blackwater o la propia CIA, "El Tirador" decidió retirarse tras un breve despliegue de cuatro meses adicionales en Afganistán.
 
Típicamente la Marina ofrece algún tipo de retiro después de 20 años de servicio, pero el marino estuvo 16 años en las fuerzas armadas.
"Quería ver a mis hijos salir de la escuela y casarse", sostuvo "El Tirador" en alusión a los riesgos de las misiones especiales.
 
"El Tirador" dice recibir ingresos aislados como consultor, pero su interés es encontrar algún tipo de colocación donde pueda utilizar su capacitación y experiencia. "Quisiera usar las cosas que aprendí y ayudar a la gente", finalizó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios