19 de Noviembre de 2019

Mérida

Renovará Yucatán la genética de las abejas

El Gobierno emprenderá un ambicioso proyecto en el que combinará al insecto himenóptero local con ejemplares de Italia, a fin de hacerlo más resistente a cambios climáticos

Yucatán perdió en 2017 tres puestos en cuanto a la producción de miel en el país. (Novedades Yucatán)
Yucatán perdió en 2017 tres puestos en cuanto a la producción de miel en el país. (Novedades Yucatán)
Compartir en Facebook Renovará Yucatán la genética de las abejasCompartir en Twiiter Renovará Yucatán la genética de las abejas

Óscar Chan/Mérida
Con el desplome de la actividad apícola durante 2017, Yucatán pasó de ser el principal productor de miel en 2012, a ocupar el cuarto puesto, con una producción de cuatro mil 351 toneladas, ante ello, el Gobierno del Estado alista la renovación de la genética de abejas reina para combinarlas con ejemplares de Italia, que son más resistentes a los cambios climáticos, lo que prevén elevará la producción anual hasta en un 30 o 40 por ciento.

De acuerdo con el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (Siap), la entidad perdió en 2017 tres puestos en cuanto a la producción de miel en el país, según el “Atlas agroalimentario 2012-2018”, caída que se debió, principalmente, a factores climáticos y escasez de lluvias que originaron una falta de floración, lo que causó que miles de apicultores no tuvieran una buena cosecha en las temporadas pasadas.

Ante este panorama, la Secretaría de Desarrollo Rural (Seder) anunció un proyecto basado en la creación de al menos 16 y hasta 28 criaderos de abejas reina amplificadas en los cuatro puntos cardinales del Estado, los cuales se desarrollarán apenas se concluya con un censo que se realiza a los 12 mil 500 productores en la entidad.

El titular de la Seder, Jorge André Díaz Loeza, especificó que este proyecto, que se implementará con una inversión estimada de 20 millones de pesos, se empezará a materializar en unos tres meses y se prevé que incremente la producción por colmena de manera considerable.

“Se trata de criaderos que deben estar apartados, no pueden estar cerca de otras poblaciones por el tema del cruzamiento con ejemplares de Italia, ya que es un programa de mejoramiento genético en los apiarios, es decir, se busca tener las colmenas más productivas”, aseveró.

En tanto, el director de Agricultura de la Seder, José Manuel Bolio García, explicó que se estima que cada criadero de abejas reina genere mil 800 insectos al año, mismos que servirían para iniciar la repoblación en las 380 mil colmenas de la entidad.

Agregó que la Seder trabaja en la revisión de los lugares en los que se podrían instalar estos criaderos, con productores que tengan la experiencia pertinente.

Añadió que se realizará un mapeo y de acuerdo con la cantidad exacta de colmenas se instalarán estas criaderos.

El especialista expuso que una colmena requiere de un cambio de abeja reina normalmente al año y medio o dos, por lo que con la modificación genética se podrá elevar hasta en un 40 por ciento la producción de miel.

Indicó que el pronóstico es que al terminar el sexenio se hayan repoblado todas las colmenas para empezar a tener los primeros resultados.

Detalló que una colmena produce, en promedio, entre 25 y 30 kilos por año, dependiendo de las condiciones climáticas y los efectos de floración; pero cuando se descuida el cambio de abeja reina empieza a bajar la cosecha, pues se dejan de poner larvas y no se genera incremento en el número de abejas obreras.

Bolio García explicó que la intención de cruzar las abejas italianas con las de la región radica en hacerlas más resistentes a los cambios climáticos, pues al “yucatanizarlas” se colocarán en las colmenas y eso incrementará la producción por cada panal.

“Las abejas se traerán de Italia y se combinarán con las locales, las tenemos que adaptar para tropicalizarlas y darles las características propias para que sean resistentes a las condiciones del clima de Yucatán”, expuso.

El funcionario estatal argumentó que al incrementar la producción del dulce también se impactará en los costos de comercialización, aspecto por el que han pugnado varios apicultores locales durante varios años.

El director de Agricultura de Seder indicó que cuando se cambien a todas las abejas reina en las colmenas, lo que debe ser antes de que finalice el sexenio, se obtendrá más a detalle la evolución en los índices de producción.

“Determinaremos el número de criaderos y cuántos productores trabajan en la apicultura, eso nos dará el dato final; la idea es que se concluya con el proceso antes de que finalice el sexenio”, apuntó.

Cambio de reinas

Una colmena debe cambiar de abeja reina en cuando mucho dos años; según un censo que realiza la Seder existen productores que llevan más de cinco años sin hacer esta renovación, lo que merma la producción.

La población promedio de una colmena en el Estado va de 20 mil hasta más de cien mil abejas obreras, dependiendo del tamaño de cada panal.

El censo que la Seder realiza para conocer el número de apicultores y colmenas tiene un avance de más del 50 por ciento, por lo que el proyecto de criadero de abejas reina se prevé arranque en unos tres meses.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name