17 de Agosto de 2019

Opinion

Cero residuos, la meta

El Poder de la Pluma

Compartir en Facebook Cero residuos, la metaCompartir en Twiiter Cero residuos, la meta

El pasado miércoles 12 el Congreso del Estado aprobó por unanimidad una iniciativa de ley presentada por el gobernador Mauricio Vila para la eliminación gradual del empleo de plásticos de un solo uso, una iniciativa que causó y seguirá causando revuelo por lo que conlleva.

De lo que se trata es de la eliminación gradual en la vida cotidiana de la utilización de artículos elaborados conplástico para una sola vez, de manera especial las bolsas de acarreo y los popotes, los cuales tienen la facilidad de encontrarse en todos lados.

Esta eliminación del empleo inicialmente de bolsas plásticas y popotes se irá realizando de manera gradual y tendiendo al consumo de artículos elaborados con un 30% de materiales orgánicos o reciclables, esto para poder comenzar a mitigar el impacto de la contaminación que estamos propiciando en el país con esos materiales.

Creo que es momento de regresar a lo antiguo, llevar nuestra bolsa de tela o nuestro sabucán para transportar nuestras compras, una práctica que fuimos cambiando con la aparición de productos como las bolsas plásticas que llenaron todos los supermercados, mercados y tiendas de la esquina y que además muchos utilizan para empacar susresiduos sólidos generados como basura.

Esta ley, antes de ser propuesta al Congreso, fue consensuada con los diferentes sectores para poder afianzar su efectividad y no provocar el eterno desacato como ha pasado en muchos casos y con otras legislaciones. Es momento de manera inicial de que todos los municipios elaboren sus reglamentos de manejo de residuos sólidos, pues de los 106 que hay en Yucatán solo siete cuentan con esa norma.

Las acciones para regular el uso de plásticos serán de más intensa aplicación en la capital yucateca, pues, como bien sabemos, en la mayoría de los municipios de Yucatán se siguen usando los sabucanes, el trapo para las tortillas y el empleo de popotes es mínimo, pues normalmente toman sus bebidas en vaso o en jícaras.

Podemos empezar a cambiar nuestros hábitos en relación con el uso de las bolsas; hay bolsas de tela, de plástico rudo y hasta de material biodegradable que al fin de cuentas nos sirven para lo mismo: transportar nuestras compras. Los empresarios ya dieron su aval y se unieron para respaldar esta propuesta, eso habla bien de se sector porque a fin de cuentas son los afectados con estas medidas por decirlo así.

Esperemos que esta ley de plásticos nos haga ver de otra manera nuestra relación con el planeta, pues cada día estamos dañando más el entorno con nuestros hábitos en el aquí y el ahora y, por no pensar en el después, estamos comprometiendo el futuro de las nuevas generaciones y eso no es válido. Les invito a hacer un planeta "con la cabeza",es decir, pensemos más en nuestro compromiso con un mejor medio ambiente.

 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name