08 de Diciembre de 2019

Opinion

Nos cuesta un Evo

El poder de la pluma

Compartir en Facebook Nos cuesta un EvoCompartir en Twiiter Nos cuesta un Evo

Maaaaaa ya casi se está terminando noviembre y, no se ustedes, pero yo sí quiero un pedazo de pib de despedida de difuntos, porque espero todo el año para que llegue esta época y comer el mucbilpollo, pues, como buen yucateco, saboreo ese manjar acompañado de un vaso de horchata o una taza de chocolate; creo que prefiero la taza de chocolate, por aquello de que te lo batan antes y se antoja con esta heladez.

Mare donde igual está frío es en los resultados de la presidencia de López Obrador, a un año de inicio de sus gestiones, parecen voces olvidadas aquellas que gritaban en campaña que en un día acababa con la corrupción, que en poco tiempo terminaba con la pobreza, que antes de que cantara un gallo se habría extinguido la violencia en nuestro país, y hoy parecen ser solo líneas de Walt Disney, puros cuentos; por eso el pueblo ya le dice a López Obrador el mesero, porque se está haciendo tonto con el cambio; bien dice mi chichí que no abras de más la boca, porque te puedes morder la lengua, y si ese refrán fuera literal, estaría el presidente con la lengua destrozada de tantas mordidas, aunque sería un alivio porque descansaríamos de las mañaneras.

La realidad es que hoy el panorama es muy incierto; recuerdan cómo no se cansaba el presidente en decir que primero los pobres, pues hoy son a los que más está afectando, solo vean el recorte que quiere hacerle en el Presupuesto al rubro del campo, no creo que no sepa que un número bastante considerable de gente que se dedica al campo, es humilde; entonces, no hay coherencia entre el discurso y sus acciones, pero siempre que lo increpan con una pregunta incómoda sale con una chistosada. Es verdaderamente triste ver que algo que anhelabas tanto, y que hoy que eres presidente no le des la importancia y el respeto a esa investidura, que es la de mayor rango en nuestro mundo político. Espero por el bien del país y de los mexicanos que un rayo ilumine pero pronto al presidente.

Y hablando de iluminar, mare las marquesinas estaban a toda luz iluminando sus ofertas por el Buen Fin, que se vuelve una locura, las plazas se atiborran de gente, todos como locos buscando ofertas, pero ¿realmente eran ofertas?, porque en una tienda de conveniencia hicimos el ejercicio de checar antes y vimos cómo unos días antes inflaron los precios. Sinceramente deberían poner más atención en esos temas y que no caiga en un engaño a la gente, que hace un esfuerzo para poder comprar las cosas y no sea otro más de las mentiras de este gobierno, porque ya los mexicanos estamos cansados de tantas mentiras; es paradójico ver cómo hay recortes al presupuesto en rubros tan importantes, con el mensaje siempre de “no hay dinero”, pero sí hay para traer a una persona que está en un juicio, y que además nos está costando a los mexicanos su avión, los más de 14 elementos de seguridad con los que se mueve, su casa en San Miguel de Allende y demás gastos que el pueblo de México paga. De veras que traer al ex presidente de Bolivia a los mexicanos nos cuesta un Evo, masinó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name