por:
|

Vivimos días en los cuales el mundo gira en torno a un tema que marca tendencia, si le atinó usted: el Covid-19, del cual muchos medios informativos clásicos y modernos están llenos de información, mucha verídica y mucha falsa lamentablemente, que solo confunde a la gente, pero si se trata de confundir, tenemos un presidente que eso hace todos los días, porque mientras en muchos estados están reforzando las medidas de sanidad, para evitar que se continúe propagando el virus, aquél sigue sin tomar con seriedad el tema al haber mantenido hasta ayer sus eventos masivos, no usar el gel antibacteriano, como se vé en el video de una de sus conferencias mañaneras, y tomar el caso como si fuera una más de sus rutinas salpicadas de chistoretes que solo hacen que en el mundo nos vean como unos tontos por las desafortunadas declaraciones del presidente.

Me preguntaba a quien hacerle caso, ¿quién miente y quién dice la verdad? En el resto del mundo circulan videos de muchos presidentes donde indican las medidas que llevarán a cabo para cuidar a su gente, y nosotros tenemos un gobernante que se dice inmune, que invita a la gente a seguirse abrazando y que con su “detente” lo va a solucionar. ¡Qué grande le queda el saco a Andrés Manuel!, pero no es el único. En Yucatán el gobernador Mauricio Vila ha realizado una intensa campaña de prevención y con todo y esto vemos al alcalde de Sucilá, Diego Lugo, vendiendo gel antibacteriano y alcohol a menor precio pero condicionado a pagar el agua que los vecinos reciben; ¿alguien le puede decir a este señor que no todos cobran cada quince días como él, que el porcentaje mayor de la gente que trabaja no es de asalariados, que muchas personas de su municipio vienen a trabajar a Mérida y hoy no lo han hecho por la contingencia, por lo que no tienen empleo y este señor todavía les quiere vender esos desinfectantes solo si pagan su agua? Qué vergüenza.

Y el alcalde Umán, Fredy Ruz, que en medio de la contingencia y la cuarentena se le ve en plena fiesta con sus cuates, y le preguntan ¿y la contingencia? y contesta, ¿ya le vacunaron?, y le señalan que tiene cara de haber ingerido bebidas embriagantes y dice, ya me tomé dos, ¿acaso no puedo?; todo funcionario tiene vida personal, pero no en medio de una contingencia en la cual podría pasar cualquier contratiempo y la primera autoridad de municipio tomando los tragos, qué lindo, ya me imagino la solución que le daría, pues que le hable a Diego, él está dando barato el alcohol.

En la actualidad ya se están tomando medidas para apoyar la economía de quienes se han visto afectados, ojalá en esos planes incluyan a los artistas, porque siempre son hechos a un lado, aunque ellos no tienen ni prestaciones ni seguridad social, y por lo general viven al día o en números rojos, pero cuando se necesita de apoyo son a los primeros en buscar para maratones o eventos altruistas, verbigracia en esta contingencia hemos visto inundadas las redes de artistas que han donado su trabajo. Ojalá que así como buscan a los artistas de primero para pedirles apoyo, también sean buscados para otorgarles una ayuda, masinó que sí.