|
La Casa Morisca refleja una influencia arábica, que se ve en contadas casas de la ciudad de Mérida. (Novedades Yucatán)
La Casa Morisca refleja una influencia arábica, que se ve en contadas casas de la ciudad de Mérida. (Novedades Yucatán)

MÉRIDA, Yuc.- Si caminas por el Centro de Mérida, te puedes sorprender de muchas de sus edificaciones, una de ellas es la famosa Casa Morisca, ubicada en el cruzamiento de las calles 51 con 56 del Centro, edificio que data del año 1909.

Según el historiador Roldán Peniche Barrera, la Casa Morisca fue construída por un español que vino a Mérida, llamado Genaro Pérez Santos, quien se casó con María Alzina.

 

(Carceti)

 

Dicho personaje se regresa a España y ahí encarga los planos de la casa con sus indicaciones. Posteriormente, vuelve a Mérida y empieza su construcción en 1908, para terminarla en 1909.

Poco tiempo la habitó con su familia, pero en el año 1915, se entera de la venida de Salvador Alvarado y decide huir a Cuba.

 

(Carceti)

 

Tiempo después, su creador fallece en la isla y la viuda regresa a Mérida, pero pone la casa en arrendamiento.

De 1920 a 1930, la ocupa el Consulado de los Estados Unidos y finalmente, la viuda la vende en el año de 1932.

 

(Carceti)

 

Luego, el afamado ginecólogo Fernando Narváez Aguilar instala su Casa de la Maternidad de 1932 a 1940.

Posteriormente, la ocupan familias pobres y bodegas, para luego ser el hogar de la familia Madáhuar Pavía y luego del señor José Chapur Zahoul.

 

(Carceti)

 

En 1991 la restaura totalmente el arquitecto Eduardo Millet Cámara y según búsquedas por internet la propiedad fue vendida el 23 de octubre de 2017.

Características

La Casa Morisca refleja la influencia arábica que se ve en contadas casas de la ciudad de Mérida, construidas por inmigrantes españoles.

Posiblemente inundados por la nostalgia de su natal Andalucía, estos emigrados eligieron diseños únicos para sus mansiones, con resultados verdaderamente exquisitos.

 

(Carceti)

 

En este entorno surge la bellísima residencia de estilo morisco, con 841.23 m2 de construcción y 25 habitaciones con una decoración diferente cada uno.

Además todos los techos y paredes son de diferentes colores. En su decoración tan pronto ves técnicas muralistas o estilos mudéjar en sus pinturas y estucos, lo mismo que en su estructura.

 

(Carceti)

 

Tiene un vestíbulo rematado con una gran cúpula, las puertas llenas de vitrales en sus remates y el pórtico de entrada está integrado de dos arcos que impresiona.

Los innumerables pasillos que te llevan a las habitaciones tienen un estilo europeo.

Podemos observar la belleza de esta residencia gracias a las fotografías que comparte en línea la agencia de bienes raíces Carceti.

 

(Carceti)