Sólo 1.07 por ciento de personas trabajadoras del hogar está afiliada al IMSS en Yucatán

Únicamente 604 personas, de 56 mil 256 trabajadores, cuentan con Seguro Social

|
Al iniciar octubre, el IMSS tendrá que proponer una reforma legislativa para que la afiliación sea obligatoria. (Novedades Yucatán)
Al iniciar octubre, el IMSS tendrá que proponer una reforma legislativa para que la afiliación sea obligatoria. (Novedades Yucatán)

MÉRIDA, Yuc.- En Yucatán, sólo el 1.07 por ciento de las y los trabajadores del hogar han sido afiliados al Seguro Social por sus patrones. 

Hasta el 31 de agosto de 2020, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Yucatán contaba con la afiliación de 604 personas trabajadoras del hogar, luego de que en abril de 2019 iniciara el “programa piloto” para el acceso de estas personas a la Seguridad Social, el cual concluye este mes. 

En Yucatán, de acuerdo con registros del Instituto Nacional de  Estadística y Geografía (Inegi), existen 56 mil 256 trabajadores domésticos remunerados, de los cuales 45 mil 339 son mujeres y 10 mil 917 son hombres.

Cabe señalar que a pesar de que aún es bajo el porcentaje de trabajadores del hogar asegurados (sólo el 1.07 por ciento de los más de 56 mil ha sido afiliado al IMSS), de diciembre de 2019 cuando se tenían 458 afiliados, al mes de agosto de 2020 ya hay 604 registros, por lo que la afiliación creció 31 por ciento.

De acuerdo con información del IMSS, los trabajadores del hogar registrados en Yucatán cuentan con acceso a servicios médicos, hospitalarios, farmacéuticos y de atención obstétrica, así como incapacidades, pensión por invalidez y vida, fondo para el retiro; y prestaciones sociales, dentro de las que se encuentran velatorios y guarderías.

Además de la posibilidad de tener como beneficiarios a su cónyuge o concubina (rio), hijos, padre y madre, en términos de lo establecido en la Ley del Seguro Social. 

A nivel nacional, hasta marzo había 21 mil 528 personas trabajadoras del hogar inscritas en el programa piloto, para agosto eran 25 mil 369. 

En cuatro meses 3 mil 841 fueron inscritas al IMSS, pero más de 732 mil dejaron de trabajar, según cifras del Inegi.

Al iniciar octubre, el IMSS tendrá que proponer una reforma legislativa para que la afiliación sea obligatoria.

Segunda fase

A principios de septiembre, como informamos, el Instituto presentó una segunda fase de esta prueba, pero no ha entrado en vigor. 

La publicación, realizada en el Diario Oficial de la Federación (DOF) destaca que los empleadores “tienen el carácter de sujeto obligado ante el Instituto, para efectos de afiliar a las personas trabajadoras del hogar”. 

El nuevo reglamento ordena que cuando la o él trabajador labore en diferentes hogares, quien los contrate “deberá retener las cuotas obreras” y cubrir las suyas como parte patronal. 

El monto a pagar es por los días que labore en su casa durante un mes, también “la proporción de los días de descanso obligatorios establecidos en la Ley Federal del Trabajo”.

Seguros

Los seguros a los que pueden acceder quienes son inscritos son: enfermedades y maternidad, riesgos de trabajo, invalidez y vida, retiro, cesantía en edad avanzada y vejez, así como guarderías y prestaciones sociales.

La actualización de las reglas también facilita los trámites para los y las trabajadoras que laboran con diferentes personas.

El nuevo reglamento indica que para el caso de las y los trabajadores que laboran sólo en una casa durante el mes, sus empleadores deberán pagar las cuotas obrero-patronales de todo ese periodo. 

Desde el inicio del programa piloto, en abril del 2019, la mayor dificultad se ha presentado entre los y las empleadas que trabajan para varias personas.   

Con esta segunda fase, el IMSS pretende que de manera individual, cada empleador se haga cargo del pago de sus cuotas. Esto, sin esperar a que el resto lo haga.