Personal médico del IMSS Umán protesta 'de brazos caídos' por falta de material

Personal médico de la UMF 46 del IMSS, en Umán, realizó esta mañana un paro de labores
|
(Especial)
(Especial)

MÉRIDA.- Personal médico de la UMF 46 del IMSS, en Umán, realizó esta mañana un paro de labores en protesta porque no cuentan con los insumos ni la información oficial adecuada para tratar casos sospechosos de coronavirus Covid-19.

Aunque hasta la fecha no han recibido casos posibles de esta enfermedad, los quejosos informaron que no tienen el equipamiento necesario en caso de que llegaran personas portadoras de ese virus, por lo cual estarían en franco riesgo de contagio.

Los trabajadores médicos de esta Unidad de Medicina Familiar dejaron de laborar esta mañana, quedándose activa nada más el área de urgencias, demandando seguridad para seguir ejerciendo sus labores, ante la pandemia que en México ya pasó a la Fase 2.

No sólo no cuentan con los insumos y equipos para hacer frente a posibles casos sospechosos, sino que tampoco les han dado información sobre el cambio en la definición operacional en cuanto al contacto con posibles enfermos de Covid-19.

Es decir, durante la Fase 1, de casos importados, si recibían personas con problemas respiratorios, como catarros, o gripes, se les cuestionaba al respecto de viajes al extranjero, y con respuestas negativas se les atendía como una enfermedad sencilla.

 

Ahora, al cambiar a Fase 2 que es de contagios comunitarios, no se les han dado instrucciones de cómo proceder en caso de que lleguen casos sospechosos, y aunado a la falta de equipo e insumos, están en total riesgo de contagio.

Por ello decidieron hacer una “huelga de brazos caídos” esta mañana, acudiendo horas más tarde autoridades delegacionales para tratar de solucionar el problema, y lo que se les pidió inicialmente es regresar a los consultorios de primer contacto para seguir atendiendo a la población, lo cual hicieron los quejosos, en espera de una solución para bien de todos ellos y de la población en general.