“Apagan” subsidio en el pago de luz para más de 200 mil familias de Quintana Roo

Se les considera “grandes consumidores” por lo que no entrarían en el plan de ayuda estatal.
|
(Redacción/SIPSE)
(Redacción/SIPSE)

Poco más de 200 mil familias de Quintana Roo son consideradas “grandes consumidores de energía eléctrica”, debido a que poseen al menos un aire acondicionado, microondas y otros artículos electrónicos que disparan sus recibos de luz a más de mil 200 pesos bimestrales.

Por esta razón, este grupo de la población, que representa el 30% de los hogares en la entidad, podría no recibir el beneficio anunciado por el Gobierno del Estado de hasta un 50% de subsidio, si no reducen su consumo hasta los 250 Kw/Hora mensuales.

De acuerdo con el documento “Información Básica de las Tarifas Eléctricas en México”, del Instituto de Investigaciones Legislativas del Senado de la República, hasta mediados del 2019 se tenía un registro de 667 mil 524 medidores de la CFE con tarifa doméstica en Quintana Roo, de los cuales el 60% se encuentran en Cancún.

En siete de cada 10 hogares de la entidad registran un consumo “bajo” o “moderado”, lo que representa un promedio de 500 Kw/hora al bimestre.

El Gobierno del Estado anunció recientemente que para estos 467 mil 300 viviendas se les pagará bimestralmente un mes de energía eléctrica durante el tiempo que dure la actual contingencia por el Covid-19.

Si bien en los municipios del norte impera la tarifa 1F, mientras que en los del sur la 1D, esto representa para las familias el pago de aproximadamente 190 pesos bimestrales.

Si se toma en cuenta esta información, entonces el Gobierno del Estado erogará por concepto de este apoyo casi 89 millones de pesos cada dos meses, mientras dure la contingencia sanitaria. La cantidad es similar a la que gastará el Gobierno de Yucatán en una medida de igual naturaleza.

Sin embargo, para los hogares que tienen al menos un aire acondicionado funcionando más de seis horas al día, el consumo se dispara desde los 600 hasta los 2 mil 700 Kw/hora.

Esto representa un gasto de entre mil 200 pesos y 3 mil 500 pesos bimestrales, de acuerdo con la información de la Comisión Federal de Electricidad.