23 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Asociación espera nombramiento oficial

Desde su fundación en 1992 ha ayudado a mil 500 ancianos o discapacitados.

Aadac se ubica en la Región 94, manzana 126, lote 32, lugar donde hay un cibercafé que genera algunos de los pocos ingresos económicos que obtienen. (Tomás Álvarez/SIPSE)
Aadac se ubica en la Región 94, manzana 126, lote 32, lugar donde hay un cibercafé que genera algunos de los pocos ingresos económicos que obtienen. (Tomás Álvarez/SIPSE)
Compartir en Facebook Asociación espera nombramiento oficial Compartir en Twiiter Asociación espera nombramiento oficial

Oskar Mijangos/SIPSE
CANCÚN, Q.Roo.- Vivir a prisa es querer llegar a la tumba antes de tiempo, es una frase pronunciada por Leobardo Castillo Encalada, quien vive poco a poco para poder ayudar lo más que pueda a los discapacitados y personas de la tercera edad.

Por medio de la Asociación de Ancianos y Discapacitados A.C. (Aadac), su presidente, Castillo Encalada, ha ayudado a mil 500 personas desde la fundación de Aadac en 1992. El 5 de agosto del presente año por fin se dará de manera oficial el nombramiento de la asociación, con lo cual podrán recibir donativos que serían deducibles de impuestos para los benefactores.

Actualmente el grupo se mantiene por medios propios de su presidente y algunos otros miembros de la asociación, ya que no reciben ayuda económica de otras personas o empresas..

Aadac se ubica en la Región 94, manzana 126, lote 32, lugar donde hay un cibercafé que genera algunos de los pocos ingresos económicos que obtienen.

Castillo Encalada formó esta fundación al ver que el gobierno, a su parecer, no les daba la ayuda suficiente a las personas de la tercera edad y a los discapacitados, razón por la cual decidió tomar cartas en el asunto.

Apoyan a las personas en cuestión de tramitología para ser incluidos en algunos de los programas de gobierno como el de 70 y más,en el caso de las personas de la tercera edad.

La donación de sillas de ruedas es otra de las formas de ayuda que ofrecen, al igual que la entrega de despensas a personas que así lo necesitan, tratando de auxiliar a las personas en todos lados, sobre todo en zonas irregulares donde muchas veces los programas de gobierno tienen alcance, pues los habitantes de dichas zonas no tienen manera de enterarse de los beneficios a los cuales pueden acceder, asegura Castillo Encalada.

A pesar de que Jesús Cartagena Leal y su esposa, ambos mayores de 70 años, fueron incluidos en el programa, Aadac no considera este caso como un gran éxito, pues las gestiones ante el gobierno fueron realizadas por un total de 30 adultos mayores, siendo sólo esta pareja beneficiada.

Ahora buscan la ayuda para mejorar el nivel de vida de los 28 adultos mayores restantes, y están realizando las gestiones para dotar de sillas de ruedas a aquellos que lo necesitan.

Castillo Encalada espera que más personas se quieran sumar a su proyecto, así como empresarios que quieran aportar su granito de arena a favor de los adultos mayores y los discapacitados.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios