12 de Diciembre de 2017

Chetumal

Rebosan alcantarillas de drenaje sanitario en Bacalar

Las aguas negras fueron a parar a la Laguna de los Siete Colores.

Los rebosamientos son ocasionados por personas que destapan las alcantarillas en tiempo de lluvias. (Javier Ortiz/SIPSE)
Los rebosamientos son ocasionados por personas que destapan las alcantarillas en tiempo de lluvias. (Javier Ortiz/SIPSE)
Compartir en Facebook Rebosan alcantarillas de drenaje sanitario en BacalarCompartir en Twiiter Rebosan alcantarillas de drenaje sanitario en Bacalar

Javier Ortiz/SIPSE
BACALAR, Q. Roo.- El pasado fin de semana, al menos dos alcantarillas del drenaje sanitario que se ubican sobre la avenida Libramiento  rebosaron de aguas negras, que fueron a parar a la laguna.

José Luis Sobernis Allen, gerente de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado (CAPA) en Bacalar, señaló que los rebosamientos son provocados por personas que destapan las alcantarillas para desahogar acumulamientos de agua lluvia.

También te puede interesar: Exhortan a vecinos no abrir alcantarillas

Descartó que sea por falta de capacidad de recepción en la planta de tratamiento, ya que aseguró, tiene capacidad de recolección de 30 litros por segundo y sólo captan cinco litros por el mismo tiempo, es decir, una sexta parte.

“Cuando llueve, la gente opta por destapar las alcantarillas para desahogar acumulamientos de agua, lo que provoca que se colapse y busque salida, porque no son drenajes pluviales sino sanitario”, dijo.

Admitió que no es la primera ocasión que esto sucede, por lo que conminó a las personas que viven en el primer cuadro de la ciudad y cuentan con el servicio de drenaje sanitario, que no destapen las alcantarillas.

Debido a que al quedar destapadas, arrastra todo tipo de basura como envases, bolsas de plástico, entre otros, que sirven como tapones para el fluido que transporta el drenaje sanitario y por lógica provoca colapsos que se reflejan en el exterior.

Oscar Manuel Pérez, vecino del lugar, indicó que cada que llueve tienen que soportar la pestilencia que emana de las alcantarillas que rebosan, principalmente las que se ubican sobre la avenida Costera con calle 18, frente al restaurante Baluartes y el que se ubica frente a los marinos.

Indicó que se ha vuelto costumbre que los rebosamientos se registren después de cada lluvia e inevitablemente van a parar los desechos humanos en el cuerpo lagunar, ya que incluso, tienen improvisado canales para desahogarlo hacia esa zona, porque es una constante. “Dicen que contaminan a los que tienen casas a orillas de la laguna y no se conectan al drenaje, pero no le ponen solución a estos rebosamientos que contaminan de igual manera”, dijo.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios