16 de Diciembre de 2017

Chetumal

Pide ayuda para sobrevivir junto a su familia

Necesita despensa, ropa, artículos de higiene personal y medicamentos.

A Liliana Madrigal Hernández le detectaron dos hernias en los discos de la columna vertebral hace tres años y continúa sin recibir atención. (Carlos Castillo/SIPSE)
A Liliana Madrigal Hernández le detectaron dos hernias en los discos de la columna vertebral hace tres años y continúa sin recibir atención. (Carlos Castillo/SIPSE)
Compartir en Facebook Pide ayuda para sobrevivir junto a su familiaCompartir en Twiiter Pide ayuda para sobrevivir junto a su familia

Carlos Castillo/SIPSE
CHETUMAL, Q. Roo.- Desde una cama donde permanece postrada desde hace más de tres meses, Liliana Madrigal Hernández, clama por ayuda, para ella, su esposo y sus dos pequeños hijos de cinco y tres años de edad.

La pequeña familia, vive en la comunidad de Pucté en la ribera del Río Hondo, que se localiza a más de 65 kilómetros de la capital, en condiciones deplorables y pobreza extrema.

También te puede interesar: Mujer cree hallar a su hijo perdido en un video viral

Con la voz entre cortada, la humilde mujer contó que sus desgracias comenzaron desde hace más de tres años; estaba embarazada de su pequeña, cuando le detectaron dos hernias en los discos C4 y L5 de columna vertebral.

“Gracias a Dios concluí mi embarazo, pero ahora estoy tirada en la cama, día y noche, sin poder levantarme, el solo moverme me cuesta mucho y duele”, expresó.

Continuó diciendo que la casa de ‘varitas’, escasamente cubierta con cartones, se las prestó un vecino de la misma comunidad; además comen lo que la gente les regala, porque al no poder levantarse también perdió los apoyos del Programa Prospera.

“Dejé de ir a las juntas, a las fajinas, firmas, porque no puedo moverme y no quisieron que mi esposo vaya en mi lugar, así que lo perdí, ya no tenemos dinero, ni trabajo, ni nada”, dijo.

Agregó que hace tres meses aproximadamente, a través del Instituto Mexicano del Seguro Social, la iban a operar, pero resultó alérgica a un medicamento y se suspendió la intervención quirúrgica.

“Me dijeron que iban a buscar otro sustituto, y hasta ahorita no tengo respuesta o fecha”.

Ante la pregunta directa ¿por qué su esposo no trabaja?, la mujer soltó en llanto incontrolable, que le impidió hablar por varios minutos.

Con una notable angustia en el rostro y coraje, entre sollozos, mencionó que su pequeña fue víctima de violación.

“Mi esposo se había ido a trabajar, él no estaba, y yo, yo no pude hacer nada, no pude moverme, no pude ayudarla. Pusimos la demanda pero la Fiscalía no ha dado respuestas ni agarrado al abusador de mi hija, que ahora sufre de un trauma”, relató.

Dijo que le ha suplicado al delegado de la comunidad, Wilberth Gómez Miranda, que le de seguimiento, que le ayude con las gestiones para dar con el responsable pero tampoco ha tenido respuesta de esa parte.

En el momento de la entrevista, René Misael Millán Martínez, representante de la Sociedad Organizada de Socorristas (SOS), se presentó a la vivienda con buenas noticias e informó que a través de la Fundación María Trinidad, se le apoyará con la consulta a un especialista para valoración. “Hay indignación entre la sociedad, ante la situación de la señora”.

Hizo un llamado al presidente Municipal, Luis Torres Llanes, DIF municipal para que le brinde algún tipo de apoyo; a la ahora titular de Sedesol, Rosario Ortiz Yeladaqui, para que le devuelvan su apoyo de Prospera.

“La familia necesita desde despensas, ropa para los niños, artículos de higiene personal, medicamentos, todo, necesitan de todo”, finalizó.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios