12 de Diciembre de 2018

Quintana Roo

Conoce la casa flotante de la zona hotelera

Rudolf Bitorff Schmitz, dijo que el concepto de construir una casa flotante nació de la idea de Othón Pompeyo Blanco, quien construyó un pontón en Chetumal

A esta peculiar 'casa' se le puede ver navegar en las inmediaciones de la bahía de Cancún e Isla Mujeres. (Jesús Tijerina/SIPSE)
A esta peculiar 'casa' se le puede ver navegar en las inmediaciones de la bahía de Cancún e Isla Mujeres. (Jesús Tijerina/SIPSE)
Compartir en Facebook Conoce la casa flotante de la zona hotelera Compartir en Twiiter Conoce la casa flotante de la zona hotelera

Renán Moguel/SIPSE
CANCÚN, Q.Roo.- Su sola presencia llama la atención de propios y extraños. Muchos la catalogarían como un catamarán en forma de casa y otros como una casa flotante, aunque a esta embarcación de recreo, propiedad de Rudolf Bitorff Schmitz, se le puede ver navegar en las inmediaciones de la bahía de Cancún e Isla Mujeres.

El también cónsul de Alemania recordó que el concepto de construir una casa flotante nació de la idea original de Othón Pompeyo Blanco, quien en 1900 construyó un pontón en Chetumal que sirvió como estación flotante.

Dijo que a raíz de esto, hace 15 años comenzó con el sueño de crear su propia casa flotante, que constantemente realizaba los cruces entre el destino y la ínsula.

La casa flotante llamó la atención, al grado que decidió comenzar una empresa con este concepto y colocar su publicidad en los folletos de los grandes mayoristas europeos.

“A diferencia del pontón, nosotros quisimos colocarle motores y equiparla con todas sus comodidades como si fuera una casa, que también se pueda remolcar o ensamblarla y meterla en un contenedor”, explicó.

A raíz de esto nació la marca Aqcua Logde y muchas personas interesadas en adquirir un modelo de casa flotante de los tres que tenemos, pero en 2005 a consecuencia del huracán Wilma, nos vimos frenados con el proyecto y es hasta el año pasado que reiniciamos con la construcción de estas embarcaciones de recreo.

“La palabra vivienda no quisiera usarla mucho, aunque en Sausalito, San Francisco, California y Holanda las utilizan para vivir,  pero en nuestro caso la aplicación que más nos interesa es la utilitaria y de negocio, así como de uso privado”, aseguró.

Bitorff Schmitz comentó que la casa flotante tiene planos autorizados por Marina Mercante como embarcación de recreo tipo catamarán, pese a la forma de casa que tiene.

Explicó que el uso que se busca con este tipo de embarcación es para ser utilizada en seguridad fronteriza, aduanal, militar, como consultorio flotante y para vigilancia en sitios protegidos.

El éxito que ha tenido este proyecto ocasionó que la organización Médicos sin Fronteras de Francia haya pedido una unidad para Dakar, Senegal, y en Panamá.

“La semana pasada nos visitó un empresario de Panamá que le interesó el proyecto y hay la posibilidad de que se exporte a este destino, así como a Venezuela por sus ríos”, destacó.

Precisó que las casas flotantes son de madera con fibra de vidrio y pronto seremos capaces de fabricarlos en serie en forma más económica y sin abandonar la identidad caribeña.

Las maderas preciosas que se utilizan para la construcción de la casa flotante son el zapote, el chechén, Pucté, jabín y el machich, que son duras y aguantadoras.

La empresa Acqua Lodge fabrica tres modelos de casa flotantes: de una cabina o habitación que es de ocho metros; otra de 10 y una más de 11.5 metros de largo de dos recámaras. El costo de una casa flotante es de 800 mil pesos.

La construcción de una casa de estas tarda en promedio seis meses y está diseñada para desarmarla y meterla en un contenedor de 40 pies, lo que ocasiona que pueda exportarse sin ningún problema.

Dejó ver que también hay interés de empresarios locales en adquirir casas flotantes, de los cuales tres serían en la zona sur y dos en Cancún.

Además, reveló que una de estas casas flotantes puede aguantar el peso de un helicóptero de hasta dos y media toneladas, soportar oleajes hasta de poco menos de un metro de altura y vientos de entre 30 a 40 kilómetros por hora, está diseñado para aguas protegidas.

Para cruzar de Cancún a Isla Mujeres sí, pero no para cruzar de Playa a Cozumel.

 

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios