24 de Septiembre de 2018

Quintana Roo

Regresan a "El Diablo" a la cárcel

Testigos declaran en contra de Héctor Cacique Fernández y lo detienen de nuevo.

En la nueva aprehensión del sujeto, un amparo no tendría validez. (Redacción/SIPSE)
En la nueva aprehensión del sujeto, un amparo no tendría validez. (Redacción/SIPSE)
Compartir en Facebook Regresan a "El Diablo" a la cárcelCompartir en Twiiter Regresan a "El Diablo" a la cárcel

Redacción/SIPSE
CANCÚN, Q. Roo.- En marzo del 2013, el bar “La Sirenita” fue escenario de una ejecución múltiple, el objetivo principal fue el subdirector de Conflictos del Sindicato de Taxistas Andrés Quintana Roo, Francisco de Asis Achach Castro, alias la “Barbie".

 El autor intelectual fue Héctor Cacique Fernández, alias “El Diablo”, quien fue detenido una semana después y posteriormente procesado por el delito de homicidio. A casi un año del ataque, “El Diablo” ganó un amparo indirecto por violaciones a sus derechos humanos y a unos metros de su libertad fue detenido por agentes de la Policía Judicial del Estado (PJE) que llegaron con una nueva orden de aprehensión en su contra por el homicidio, por nuevas declaraciones de testigos que hicieron en su contra.

El subprocurador de Justicia de la zona norte, Carlos Arturo Álvarez Escalera, explicó que la defensa de Cacique Fernández tramitó un recurso de amparo ante la autoridad federal en contra del auto formal prisión dictado por un juez penal.

La primera vez fue consignado a un juzgado penal, en donde declaró por única vez, por lo que su abogado consideró que se habían violado sus derechos humanos en el proceso.

Un juez federal dejó inexistentes dichas pruebas y resolvió en decretar auto de formal libertad a favor de Cacique Fernández y que fuera liberado inmediatamente del Centro de Reinserción de Chetumal.

El subprocurador consideró que para ellos no hubo ninguna irregularidad en su detención, todo lo hicieron apegado a derecho, tan es así que el juez validó que había nuevos elementos.

Dijo el funcionario que no presentaron ningún amparo contra la nueva orden de aprehensión, pero aunque lo hubieran hecho, no causaría efectos porque el delito por el cual se le acusó es grave: homicidio calificado.

LO MÁS LEÍDO

LO MÁS COMENTADO

NOTAS RELACIONADAS

Comentarios

Responder a  Name   
Comentarios
Responder a  Name   
Responder a  Name   
DE:(TUS DATOS)
Nombre
E-mail
ENVIAR A:(DESTINATARIO)
Nombre
E-mail
Comentarios